De La Caverna

No seamos, sin embargo, soberbios, y desagradecidos, traigamos a la memoria la sensata recomendación de nuestros mayores cuando nos aconsejaban guardar lo que no era necesario porque, más pronto o más tarde, encontraríamos ahí lo que, sin saberlo entonces, nos acabaría haciendo falta.

– José Saramago

Like what you read? Give Roy Almarazco a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.