Con el sistema de votación actual, los partidos políticos son los responsables de imprimir sus propias boletas electorales, distribuirlas en las escuelas y reponerlas en cada cuarto oscuro. En la práctica, sólo algunos partidos consiguen distribuir sus boletas y cuidarlas en todas las escuelas del país. Cuando faltan boletas, se afecta el derecho a elegir y a ser elegido

Argentina Elige propone cambiar la forma en la que votamos y que sea el Estado quien provea y garantice en todo el país un único instrumento de votación, sea electrónico o en papel.

Así lo hacen la gran mayoría de las democracias del mundo, y en nuestro país cada vez más provincias están adoptando alguna modalidad de boleta única en papel o de voto electrónico: Santa Fe, Córdoba, Salta y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires ya lo han hecho. Sus experiencias sirven para enriquecer el debate sobre cómo garantizar la igualdad de electores y candidatos.

Encontrá más información en el Observatorio Electoral Argentino.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Argentina Elige’s story.