Día 28: Restablecer el Orden

Para conseguir más claridad debemos limpiar nuestro entorno, para asi lograr limpiar nuestra mente, el primer paso para cuidar de sí mismo y reducir los niveles de estrés esasegurarse de que nuestro alrededor esté en orden. Para este principio también se usa la ley del 80/20. Es decir, Del 100% solo utilizamos el 20% de las cosas que poseemos y esto se refiere a ropa, electrodomésticos, personas, etc, por ende aproximadamente el 80% de lo que tenemos no lo utilizamos regularmente pero las tenemos con la idea en la mente que algún día nos serán de utilidad, y la sencilla razón es que debemos liberarnos de todo lo que no necesitamos en la vida, sí hasta este punto no le has encontrado un uso productivo, las chances que te sirvan en el futuro no son grandes, por eso es que estás cosas deben ser eliminadas de tu vida ya que el acumulo de cosas afecta nuestro estado de ánimo negativamente creando un estrés. También cabe mencionar que inconscientemente nuestras mentes asocian cosas como la manera en que alguien se viste, lenguaje corporal o hablado, y su limpieza / higiene personal como partes de atractivo general de una persona, por eso es muy importante reestablecer el orden en nuestras vidas, empezando por lo más básico, desde nuestra higiene, hasta el cuidado de nuestro entorno ya sea con quien nos relacionamos, de que nos alimentamos, o que tan ordenado mantenemos los lugares donde nos encontramos.

Es necesario que asociemos la falta de limpieza o sobre acumulacion de cosas innecesarias como una incapacidad para tener éxito y esto se generaliza en cada aspecto de nuestras vidas. La primera impresión es visual sin duda alguna, de hecho cuando vemos a una persona, nuestro cerebro tarda alrededor de tres segundos en juzgar a esa persona y ya nos hacemos de una opinión personal sin ni siquiera haber dirigido una palabra, Mientras que la apariencia física es un componente importante de la evaluación general de nuestra persona, la imagen de fondo es igual de importante y el mantenimiento de un espacio de trabajo limpio es fundamental para nuestra imagen personal y profesional, e incluso para la salud.

No es necesario deshacernos de las cosas que nos gustan o necesitamos — sólo hay que determinar cuáles son esas cosas, así que decidí comenzar una campaña de eliminación masiva. Mi objetivo era deshacerme de todo lo que estaba produciendo un desorden mental y restablecer el orden y control en mi vida. Cortar amistades que no me proporcionaban ningún tipo de beneficio, hacer un chequeo en mi higiene corroborar que mi espacio de trabajo siempre se mantuviera en orden, eliminar la ropa que no utilizo, dormir mejor y hacer una lista de prioridades con el fin de sacar el máximo provecho y productividad diaria.

Una manera bien útil que yo utilizo personalmente cada vez que es tiempo de hacer un aseo mental es la siguiente: Camino a través de la casa anotando las actividades que tienen lugar en cada habitación y los artículos asociados a esas actividades, cada espacio tiene un propósito y lo que vea en ese espacio que no tenga nada que ver en absoluto con lo me he propuesto, entonces lo elimino, habitacion por habitacion, poniendo atención detallada a todo lo que se encuentra en ella, asi no solo logró una limpieza mental si no que me ayuda para saber donde la gran mayoría de cosas se encuentran y asi no perder tiempo buscándolas en el futuro.

Lo mismo ocurre con la gente, aveces nos relacionamos con personas tóxicas que succionan toda nuestra energía y positivismo y nos vemos influenciados por sus vibras, este tipo de gente debería ser parte del proceso de reestablecer el orden en tu vida. Este grupo de personas existen en todos lados y la única manera de no encontrarse con ellas es irse a vivir a las montañas en un estado de aislamiento completo, pero no olvidemos que somos una raza social y es necesario vivir en empatía y compasión por los demás, es por eso que si no logras eliminar al menos puedes evitar a esta gente. Reordena aquellos que pareciera que te critican mucho más de lo que aprecian tus esfuerzos, que su crítica no es para nada constructiva y pareciera que proviene de su interior de un descontento con su propia persona, no hay nada malo con un poco de retroalimentación honesta y justa pero todo tiene sus límites. Te suena el tipo de persona que siempre tiene el rol de víctima? en mi opinión PERSONAL, decidí eliminar estás personas de mi vida. Al ser víctimas no estamos tomando responsabilidad alguna por nuestras vidas, entonces si no somos los responsables por la vida que nos tocó vivir, quien lo es? podemos hacer una lista con un sin fin de sugerencias buscando al culpable cómo la educación, etnia, oportunidades, etc, y es absolutamente correcto decir que a muchas personas les toca más sencillo, pero también es correcto decir que el cambio comienza dentro de uno y no buscando culpables, si quieres que tu vida cambie, tu tienes que cambiar, si quieres que tu vida sea mejor, tu tienes que ser mejor.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Atraela’s story.