¡PENSAMIENTO CREATIVO!

El pensamiento creativo es el que nos permite ver lo de siempre de una forma diferente, no se trata de mirar otra cosa, sino de cambiar el foco de lo que vemos. ¿Cuántas veces has tenido algo que estabas buscando en la mano? ¿Cómo puede ser que no veas algo que tienes justo delante de ti?

Podríamos hablar de un despiste, pero la respuesta más sencilla es que simplemente no podemos ver aquello que no tenemos en la mente.

De qué forma influye la creatividad en nuestro pensamiento.

Pensar de forma creativa nos permite estar contentos, activos y ampliar nuestro conocimiento. Cuando nos sentimos bien somos capaces de examinar más alternativas, nos aferramos menos a una idea concreta, estamos más predispuestos a desechar conclusiones prematuras. Es decir, cuando nos sentimos a gusto nuestro pensamiento es más creativo, flexible, amplio y abierto.

Las personas creativas son más felices pero,

¿Que nos impide tener un pensamiento creativo?

Cada ser humano tiene un gran potencial creativo, que suele quedar sepultado bajo sus miedos. Miedo al rechazo, a la libertad, al ridículo y ser juzgado.

En demasiadas ocasiones huimos de nuestro espacio interior, el lugar donde se desarrolla la verdadera creatividad, por miedo a encontrar cosas que no nos gusten. En la mayoría de casos nuestras acciones surgen del “piloto automático”, es decir, de nuestros hábitos y valores.

Las principales limitaciones las ponemos nosotros mismos:

  • Los juicios y creencias limitantes.
  • Las etiquetas, los “yo ya sé todo”.
  • Los miedos a salir de la zona de confort

El impedimento de aprender algo nuevo, no ampliamos nuestro foco de atención y, por supuesto, nuestra propia programación.

¿Como podemos desarrollar un pensamiento creativo?

El primer paso es creer en uno mismo. Desarrollar nuestro pensamiento creativo nos llevará a crear escenarios distintos, y a enfrentarnos a nuestros obstáculos diarios de un modo diferente al habitual, por ello podemos realizar las siguientes acciones para desarrollar mejor nuestra parte creativa.

  • Volviendo a jugar como un niño, conecta con tu niño interior. Si tienes hijos juega con ellos y da rienda suelta a sus acciones y movimientos.
  • Escuchar música a menudo, El hemisferio derecho conecta directamente con los estímulos de la música y los colores, entre otros, adivina dónde conecta también, en la creatividad.
  • Rompe tus barreras limitantes, si sueles tener acciones repetitivas en tu vida, rompe algún día con ellas; atrévete a hacer algo diferente sin juzgarte ni analizarte; haz algo que quieres hacer desde hace tiempo y estás postergando; rompe la rutina del día.

El pensar creativo te invita a pensar por ti mismo y crear tus propias opciones, lo cual fortalece la auto-confianza y nos invita a construir nuestro propio camino generando ideas e intentando alternativas diferentes desde la curiosidad y el asombro.

Cuando unes la creatividad con tu forma de pensar, creas pasión por lo que haces, entonces te das cuenta que la vida es mucho más interesante, más divertida y sientes mucho placer en dedicar horas a lo que te gusta hacer y no te quejas de ello; todo lo contrario, tratas de sacarle el mayor provecho a cada instante.

¿QUE PIENSA USTED SOBRE ESTE ARTICULO?

Lo invito a dar su opinión en este formulario.
 https://goo.gl/gqm8Fq

A single golf clap? Or a long standing ovation?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.