La pena se ha enamorado de mí

La pena y yo hemos decidido estar juntas y por fin, llevarnos bien.

Las dos nos cansamos de odiarnos y de hacernos mala cara.

Esta tarde, nos bañamos juntas.

Hemos cantado un par de canciones en el parque.

Me mira como si estuviese enamorada. La conozco.

Sé que me extraña cuando la engaño.

Al fin podemos bailar juntas y sonreír al mirarnos.

Hemos repartido la cama para ambas.

Ahora me pregunta si quiero su compañía. Ahora es respetuosa conmigo.

Ahora me mira tiernamente cuando la llamo.

Me acaricia los cabellos y hace que el tiempo pase despacio.