Cómo construir un negocio que perdure

Derechos de la imagen: Fotolia

En los Estados Unidos una empresa estándar tiene una vida promedia de 30 años. Además, la probabilidad de que una empresa desaparezca en 5 años es del 32%.

Así pues, ¿qué debería hacer una empresa para desafiar estas probabilidades?

Primero, aunque los resultados a corto plazo sean importantes para mantener a los inversores y accionistas contentos, un negocio tiene que priorizar el futuro y decidir cómo tendrá que adaptarse. Si no lo hace, entonces está quedándose inmóvil, lo cual es equivalente a quedarse atrás y desaparecer.

Como afirma el CEO actual de Canon, Fujio Mitarai <<La diversificación es la clave del futuro>>.

Para prosperar una empresa tiene que diversificarse. La diversificación reduce el riesgo de fracasar, porque si un producto no funciona, habrá otras opciones para la empresa.

Para diversificar, una empresa puede elegir entre:

. Vender el mismo producto en un mercado diferente

. Vender un producto diferente en un mercado diferente

. Diversificar completamente y introducir un producto nuevo en un nuevo mercado lo cual representa la estrategia más arriesgada.

Fujifilm utilizaba sus competencias básicas para diversificar y prosperar mientras que sus competidores fracasaban.

Usaba sus conocimientos de nanotecnología para crear nuevos productos que podían aplicar cosméticos a la piel. Su experiencia con materiales fotosensibles ayudaba con la fabricación de químicas finas y materiales industriales.

Lo más importante del estudio de estos casos, es la idea de que empresas tienen que adaptarse al ambiente actual y diversificar sus productos en consecuencia. Para construir un negocio que perdure, la empresa tiene que estudiar el entorno competitivo e intentar colocarse por delante de la competencia, igual como Fujifilm.

Si una empresa tuviera una postura muy hacia dentro y si no pensara en cómo adaptar su estrategia al futuro entonces, con tristeza, fracasaría.

Vea nuestro sitio web aquí