El revocatorio “fija una meta común” en la MUD, aseguran analistas

Las diferencias y discrepancias todavía están. Pero, pese a que en un momento hubo tres propuestas constitucionales para un cambio de gobierno, ahora todos los partidos que integran la Mesa de la Unidad Democrática se unieron en una meta común: el revocatorio.

En el primer día de la jornada de recolección de firmas para activar el referendo, los toldos eran de todas las organizaciones políticas. Para el politólogo Edgard Gutiérrez, el juego político opositor se destranca “momentáneamente”. Considera que la activación del revocatorio da una tarea común.

“Siguen habiendo discrepancias, como, por ejemplo, si se hace presión de calle o no. La MUD es campeona en elegir candidatos, en eso sí. Rápidamente lo hace, pero en política es muy lenta”, señaló el experto.

Para Gutiérrez, la activación del mecanismo de revocatorio está todavía un poco lejos, especialmente por las trabas que pone el CNE. “Son alcabalas absurdas e insólitas. Está bien, hay que recoger un 1%; pero no es lo mismo hacerlo en Chacaíto que en Zaraza”, sentenció.

Para la analista en opinión pública y comunicación política, Mariana Bacalao, la MUD tiene ahora la gran responsabilidad de liderizar un proceso como el revocatorio y a unos ciudadanos que están verdaderamente comprometidos con la democracia y con un cambio, no solo de gobierno, sino también de régimen y de modelo.

“Hacia dentro de la MUD el revocatorio lo que hace es que fija plazos y rutas. Se pone la energía en un objetivo y en un enemigo común. Para el Gobierno es completamente diferente, no puede ser peor, los niveles de rechazo son innegables y en toda parte del país. El Gobierno está manejando otras tesis más arriesgadas, ellos saben hacia dónde va esto de las planillas y espero que lo que consideren sean escenarios responsables”, puntualizó Bacalao.

En su opinión, es primordial que la MUD esté cohesionada, especialmente frente a lo que califica de “clamor nacional” de cambio.

Foto: Twitter

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.