Por estas mismas calles.

Por Estas Calles fue una exitosa telenovela estrenada el 03 de junio de 1992 y producida por el canal Radio Caracas Televisión, donde se emitió a las 9:00 pm, durante dos años entre 1992 y 1994 . Fue creada originalmente por Ibsen Martínez pero posteriormente renuncio a los 6 meses cuando se negó a alargar la novela, y fue sustituida por otros guionistas.

El éxito de Por Estas Calles estuvo ligado a la situación del país durante la etapa posterior al primer gobierno de Carlos Andrés Pérez, cuando la devaluación de la moneda y la crisis reemplazaron al bienestar petrolero. Pero los ejecutivos de entonces querían algo rotundo, que no tuviese peligro de perder el rating por las telenovelas que estaba por emitir su principal rival que era Venevision. RCTV se arriesgó con una producción innovadora.

Aunque en un principio comenzó como una telenovela tradicional que se llamaría Eva Marina. Durante la etapa de pre-producción, sin embargo, el concepto pasó de un romance tradicional a una historia más real, relacionada a la calle. Los capítulos originales fueron eliminados y la historia, ahora bajo su nuevo nombre y el concepto, comenzó su rodaje. Naciendo así Por Estas Calles.

La telenovela tuvo acogida entre la audiencia por llevar a la pantalla el lenguaje de la calle, los aspectos más duros de la realidad nacional fue más allá de las convenciones del género, pero sin sustraerse totalmente de ellas. Su éxito estuvo restringido al ámbito local porque respondía a una situación específica. Es decir, se basó en las características de adaptabilidad implícitas en la telenovela, género que necesita responder a las necesidades y deseos de un público siempre cambiante.

Muestra la problemática social y política de la nación algo que después de años esta telenovela no ha envejecido como suele pasar con muchas otras, sin duda esta novela no es la típica historia que solemos ver en las demás, al mostrar aquello que el pueblo quiere ver: la corrupción vs. la honestidad, la urbanización vs. el barrio, la esperanza vs. el desaliento.

Por Estas Calles, una telenovela que aprovecha la crisis del país para hacer catarsis o, más bien, sustituye los “excesos” del melodrama por los excesos de la realidad nacional, y se convierte en un noticiero melodramatizado sobre la delincuencia, el narcotráfico, el lavado de dólares y la crisis hospitalaria, entre otros temas. Hasta ese momento, ningún programa de esa naturaleza había tenido ese privilegio. En otras palabras, se erige “en la crónica del país social y político al incrustar el día a día urbano de una sociedad llena de conflictos, a través de sus personajes y de la profusión de imágenes exteriores que incorporaron la geografía urbana a la pantalla. Se convirtió en el fenómeno comunicacional de los últimos años: la gente habla como sus personajes, los admira, se identifica con ellos, padece sus problemas, los relaciona con los hechos cotidianos y hasta apela a la telenovela como centro de información sobre el acontecer nacional.

La historia de Ibsen Martínez hizo el retrato de una Venezuela polarizada entre la riqueza y la pobreza, “donde lo más íntimamente conmovedor, se transforma en grotesca apetencia, hasta sugerir la aceptación tácita de la desarticulación ética” (García Mackle,1992:5).

Y toda esta la historia de la novela obviamente me llamo mucho la atención desde un principio, porque se asemeja mucho a la realidad que vivimos actualmente en Venezuela ya que hoy en día vivimos en alta corrupción, delincuencia, narcotrafico, etc. Por ejemplo al principio de la novela, un niño en un aula saco una pistola y apunto a la profesora. Esa es una situación que podría decir que en Venezuela se vive ya que niños en los colegios públicos llevan armas, navajas, amenazan a los profesores y a otros estudiantes. La delincuencia es el pan de cada día, los venezolanos no podemos salir a la calle sin el miedo de que nos roben, nos hemos limitado a salir a altas horas de la noche, a sacar el celular en la calle, a colocarnos prendas que los delincuentes encuentren llamativas, etcétera. Por lo menos nos parecemos un poco al papel del pueblo venezolano en ese momento, pero el de la gente humilde y trabajadora, echados pa’ lante, que a pesar de toda esta crisis que estamos viviendo todavía tenemos esperanzas y sueños por cumplir, ganas de seguir trabajando por nosotros y nuestra familia.

Sin duda la novela Por Estas Calles ha sido la mejor novela que he visto, una historia de amor en tiempos de crisis, donde se refleja exactamente lo que sucedía en el país en ese entonces. Ojala en la actualidad se realizaran novelas así, pero tristemente en la situación en la que vivimos no hay ni los recursos económicos necesarios, ni el gobierno dejaría que se trasmitiera una novela de tal temática. Ya entiendo por qué dicen que ha sido la telenovela más emblemática y exitosa que se haya realizado en Venezuela.

#ClaseConectada

Show your support

Clapping shows how much you appreciated esther’s story.