6 Pasos Para Visualizarte Campeón De Tu Vida

Hoy quiero iniciar regalándote esta frase que aprendí hace un par de semanas..

“La visualización es un regalo para tu corazón y tu alma. La visualización es el fertilizante de tus sueños”. Lisa Nichols

¡Y amén a eso!

Durante mi periodo de entrenamiento para asistir a los juegos olímpicos de Rio (si, hasta para ser voluntario se entrena), me topé con un libro que enseña diferentes técnicas para mantener el enfoque en tu sueño, y una de ellas es la visualización. El autor del libro decía que te imaginaras en ese lugar donde quieres estar con todos los detalles, como te sientes, los colores, el espacio, la gente y más importante, la emoción.

Obediente y determinada, por 4 años, cada día me visualicé en Rio. Era olímpicamente maravilloso verme dentro del gimnasio trabajando, siendo parte de todo aquello tan extraordinario, viviendo mi sueño. A medida que pasaba el tiempo fui dominando mi visualización, haciéndola mía, más nítida, más poderosa, hasta el punto en que la emoción era tan fuerte que se me ponía la piel de gallina, sonreía de oreja a oreja y las lágrimas brotaban de mis ojos. Si, así construí mi sueño en mi mente, lo entrené, lo pulí y lo hice realidad.

Pero, ¿Qué es la visualización exactamente?

La visualización es una práctica que consiste en crear en nuestra mente un momento, espacio, o emoción con el objetivo de ubicarnos en ese lugar ideal y conectarnos con lo que estamos sintiendo. Son pensamientos creados por ti, a los cuales le pones emoción para luego transformar eso que ya existe en tu mente, en una conducta y/o en una realidad.

En el deporte es muy bien utilizada para ayudar a los atletas a crear ese momento ganador, ese momento en el que se convierten en campeones, cruzan la línea de meta, logran una ejecución perfecta, etc. Sin embargo, esta es una herramienta que podemos utilizar TODOS para TODO, es decir, para todos los aspectos de la vida, para lograr cualquier cosa que deseemos, bien sea relajarnos, sanar alguna parte de nuestro cuerpo, iniciar nuestro negocio, estar con la pareja ideal, ganar la figura deseada, etc.

Durante mis años de gimnasta esta fue una herramienta que NO aprendí a utilizar.

Yo pensaba: ¿En serio si me imagino algo se va a hacer realidad? ¡Sí, Claro!

No creía en eso y no tenía fe en mí. Yo, lleve mi visualización al extremo negativo en donde recreaba en mi mente TODAS las fallas que podían ocurrir durante mi ejecución, hasta que un día, en una competencia, el aro se me cayó y se me fue rodando hasta la puerta del gimnasio. Si, mi temor más grande se hacía realidad y lo peor era que yo lo había visualizado así. ¡Cuánto poder tiene nuestra mente!

Bien dice mi Master Coach Carla Cofiño, “¡La mente es una mente!” y para que la mente haga lo que tú quieres, hay que dominarla, entrenarla, enseñarla y también amarla. ¿Cómo? Pues, vamos a plantar la primera semilla de nuestro sueño allí, donde lo invisible ya es visible para ti.

“Uno llega a convertirse en lo que piensa la mayoría del tiempo. Las personas exitosas piensan constantemente en lo que desean lograr, en lo que harán para alcanzarlo y como ser veraces con ellos mismos para alcanzarlo” Rubén González

Antes de iniciar con el ejercicio de hoy, es importante que estés tranquilo, en un espacio privado y/o utilices audífono para que disfrutes de esta música.

Empecemos..

1. ¿Cuál es tu sueño?
Existe algo dentro de ti que quieres alcanzar con todo tu corazón y tu sabes que es tan maravilloso que, agggggg te deja sin aliento. OJO → Todos los sueños son GRANDES. Todos los sueños son MARAVILLOSOS.

2. Concéntrate.
Con ojos abiertos o cerrados, trae ESO QUE QUIERES LOGRAR a tu mente, a este momento.

3. ¿Qué sientes cuando te estás viendo viviendo tu sueño?
Tu visualización es tan tuya y tan única como tu huella digital. CONSTRUYELA. Diseña el ambiente, ponle color, aromas, temperatura, personas, sonidos, tus palabras, todos los detalles.

4. Involucra todos tus sentidos.
Imagina vívidamente lo que vas a sentir cuando tu sueño se haga realidad. Llénate de pasión.
 
5. EMOCIONATE.

6. Tú estas dentro de ti.
Repite:

Yo soy.. Yo estoy.. Yo siento.. Yo lo estoy logrando. Tiempo presente, aquí y ahora.

Una buena visualización trae emoción. Así es como lo haces, así es como se inicia el entrenamiento de tu mente, así es como empiezas a liberar a tu campeón.

¿Y qué viene después?

No esperes a dominar tu visualización para empezar a hacer cosas que la hagan realidad.
Ejemplo: Te visualizas con la pareja ideal, con el cuerpo que quieres, con tu propio negocio, en las vacaciones soñadas, ¡Fino! y ¿Ahora qué vas a hacer para tener eso que quieres?

Visualiza, plan de acción, ejecuta. TODO SIMULTÁNEAMENTE.

¡Avanza, avanza, avanza! No importa lo que digan los demás, no importan los miles de obstáculos, tu sueño es maravilloso porque es TUYO, es grandioso porque tú eres GRANDE, es especial porque tú eres ESPECIAL.

“Para que algo sea especial, tenemos que creer que es especial” Sr. Ping

¡Yo CREO que tú eres ESPECIAL!, Ya es hora de que tú lo creas también y todo comienza en tu mente.

¿Qué estas visualizando hoy?

“A donde te lleve tu mente, deben seguir tus pies”

Con Amor,

Esther ; )

P.S: ¡Me encantaría saber como te fue! Déjame un comentario o escríbeme en Instagram y nos conectamos, estoy aquí para ti =)

P.S.S: ¡Vamos a seguir liberando Campeones! Comparte con tus amigos → Suscribete a mi newsletter aqui http://eepurl.com/cQFDbr

Gracias! =)