Índigo

Hay un niño que me recuerda a ti, todavía no identificó qué es en especifico, pero es ese algo que se me cuela sin que yo quiera. ¿Es algo parecido a una maldición no? lo que conlleva que seas parte de mi.

La respiro, la grito, la lloró, la río, la imploro, la odio, la amo.

No puedo disfrazarla ni ocultarla, esta ahí, en mis ojos muertos, en mis manos frías y sonrisa partida.

Tal vez no sea él, tal vez no sea su forma de mirar al mundo, de expresarse o alegrarse, a lo mejor soy yo tratando de hacer relaciones inexistentes para no extrañarte tanto.