Vitali, detenido en una causa por violencia de género

E l ex perito del Superior Tribunal de Justicia (STJ), Antonio Daniel Vital, fue detenido este viernes en el marco de una causa por violencia de género. La detención del profesional se produjo tras un allanamiento en su domicilio, en calle Fraternidad Nº 1617, donde se encontraba con prisión domiciliaria a la espera del juicio por la venta de armas judicializadas.

Entre Ríos Ahora supo que hubo una mujer que denunció que fue amenazada por el perito, y que rápidamente intervino la fiscal interina Fernanda Rufatti, de la Unidad Fiscal de Violencia de Género, quien solicitó al juez de turno ordenar un allanamiento en la vivienda de Vitali.

El procedimiento policial se llevó a cabo tras la orden del juez de Garantías N°2, José Eduardo Ruhl. Por la tarde noche del viernes, el perito quedó alojado en la Alcaidía de Tribunales y quedó supeditado a la causa por el supuesto delito de coacciones.

El dato sobre la detención de Vitali comenzó a circular antes de que caiga la noche de este viernes. Durante el allanamiento, personal policial secuestró un arma de guerra que, aparentemente, no contaba con la documentación reglamentaria. Diferentes fuentes judiciales consultadas confirmaron su detención, pero fueron renuentes a dar más información al respecto ya que se trata de un caso enmarcado en violencia de género.

Entre Ríos Ahora confirmó que Vitali quedó alojado en la cárcel de Alcaidía de Tribunales, a la espera de que se le tome declaración.

El ex perito del Poder Judicial se encontraba cumpliendo con prisión domiciliaria en la causa en la que está imputado por el robo de armas, para su posterior venta ilegal, de la sección Depósito de Efectos Secuestrados del edificio de Tribunales de Paraná. El fiscal que entiende en este caso, Ignacio Aramberry, solicitará una pena de 11 años de prisión en el juicio oral y público que se realizará el de noviembre.

Vitali también está procesado por el juez de Transición N° 2, Pablo Nicolas Zoff, en otro legajo por el supuesto robo de armas ocurrido entre 2008 y 2011. La fiscal a cargo de este expediente es Laura Cattáneo. Ahora, al profesional que durante años gozó de absoluta confianza en el Poder Judicial, se le suma una nueva imputación, pero esta vez por el presunto delito de amenazas a una mujer, por lo cual intervino la fiscalía especializada en violencia de género.


One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.