Letter for E.

A finales de 2012 estuvimos en San Francisco. Sé que me habrías caído muy bien porque vi tus fotos. En tus fotos hay perros, muchos paisajes y comida japonesa. Estoy segura que coincidimos por el amor a los perros, la música y el mezcal.

Si esto hubiera ocurrido hace un par de años, estaría muy enojada contigo. Hoy te entiendo, y te abrazo fuerte.

No sé cómo funcionan las relaciones para ti ni trataré de averiguarlo. Tampoco asumiré una historia sobre ustedes, ni sus votos o sus acuerdos.

Sin embargo, tu última foto me puso triste; no tan triste como lo estuve el sábado después del concierto. Me gustaría pensar que sólo fue una coincidencia y que estás contenta, paseando perros y diseñando algo.

Ojalá pudiera ser tu amiga. Creo que esto nos ha dejado algo bueno a las dos.