Foto: Nacho Troconis — ©NK Publicaciones CA

Tomates secos en casa

Haz tus propios tomates secos en casa y ponlos en un frasco de vidrio para tenerlos siempre a la mano.

Secar tomates en casa es realmente fácil si sigues unas sencillas instrucciones. Comienza precalentando el horno a 125º F. Luego es sólo cuestión de escoger los tomates y seguir unos pocos pasos.

Los mejores tomates

Escoge tomates que estén bien rojos. Córtalos longitudinalmente por la mitad y colócalos boca arriba en una bandeja para hornear. Ponles suficiente sal y mete las bandejas en el horno.

Felices sueños

Los tomates necesitan hornearse a muy baja temperatura de ocho a diez horas. Puedes ponerlos en el horno en la noche y sacarlos al día siguiente en la mañana. Sabrás que los tomates están listos cuando estén secos pero todavía flexibles.

Con aceite de oliva

En un recipiente mezcla un diente de ajo triturado con unas ramas de perejil picadito. Lava bien un frasco de vidrio y sécalo. Forma capas de tomates secos intercaladas por una cucharadita de la mezcla de ajo y perejil. Una vez que hayas utilizado todos los tomates, llena el frasco con aceite de oliva. Cierra bien el frasco y conserva los tomates en la nevera.

La duración

Los tomates secos estarán mejor cuando haya transcurrido un mes, pero deberás consumirlos antes de un año. Puedes utilizarlos para preparar tus salsas para pasta, para acompañar ensaladas, para decorar las mejores pizzas o simplemente como un pasapalo con un buen queso de cabra.

Busca más recetas deliciosas en mi libro De Fiesta, a la venta en Locatel, Tiendas BECO y Farmatodo.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Kristina Wetter’s story.