El retrato de una sociedad que no ha cambiado en más de 20 años.

Una historia de amor en un mundo en crisis. Un mundo donde el dinero es más importante que la vida, donde la ley y el orden que está en juego. Un mundo donde la gente honesta deben luchar para mantener su sueños, el amor y la verdad con el fin de hacer un mundo mejor para las generaciones más jóvenes.

Con esta sinopsis se nos presenta Por estas calles. Telenovela venezolana, creada por Ibsen Martínez y producida por Radio Caracas Televisión (RCTV), estrenada el 03 de junio de 1992 y emitida hasta el año 1994.

Esta historia protagonizada por Marialejandra Martín, Franklin Virgüez, Gledys Ibarra y Aroldo Betancourt. En un principio concebida como la típica telenovela venezolana, en la que una muchacha de un barrio se enamora de un ricachon que le va a resolver todos su problemas. Radio Caracas decidió reorganizar sus ideas y se decantó por una historia de amor en un contexto más realista, más cercano al televidente promedio y con el cuál el televidente pudiera identificarse y así nace Por estas calles como una respuesta al éxito de su principal competidor Venevisión. Pero también como una crítica a la sociedad de la época.

1992. Tres años habían pasado desde El Caracazo en el 89. Chávez realizaba su intentona golpista en febrero de éste año. Y Yordano liberaba el primer sencillo de su nuevo álbum De Sol A Sol. Este sencillo llamado Por estas calles y del cuál proviene el nombre de la considerada por muchos como la mejor telenovela venezolana de la historia. La novela y canción tienen algo en común que va más allá del nombre, y me refiero al retrato que hacen de la sociedad y de cómo aún así después de 20 años pueden seguir haciéndolo en nuestra sociedad.

Innovadora por romper el cliché de la típica telenovela venezolana y mostrar como era la vida tanto en los barrios como en las altas esferas sociales, toma casos ocurridos en la vida real y los transporta al contexto de la telenovela, razón por la cual se extendió un año mas del que estaba establecido al principio de su producción. A pesar de tener todas estas cualidades también fue la creadora de un nuevo cliché en la telenovela venezolana: las telenovelas con personajes en situación de pobreza, en la que algún familiar o conocido de el/la protagonista era malandro, y vivían en algún barrio de Caracas. Con los años aparecieron telenovelas como Ciudad Bendita, Cosita Rica o Calle Luna Calle Sol. En la que se nota esta inspiración en sus tramas y ambientación. Siendo considerada como una de las mayores telenovelas de la historia venezolana, comete un fallo típico en este tipo de producciones: las actuaciones exageradas, sobre todo en sus personajes secundarios, lo cual causa que desentonen en el contexto realista que se le da a la telenovela.

El periodo de tiempo que estuvo la novela al aire (1992–1994). Estuvo plagado de hechos en la historia venezolana, tanto políticos como sociales, encontramos entre ellos: intentos de golpe de estado y escándalos de corrupción en la administración pública. Sirvieron de inspiración para los guionistas de la telenovela que plasmaron algunos de estos hechos en dicha obra.

2016. 24 años después de la primera emisión de esta telenovela, la realidad venezolana parece estar estancada. Llena de violencia, desigualdad social y pobreza. En la cual la culpa de nuestra propia situación, más allá de la culpa que puedan tener nuestros gobernantes, la tenemos nosotros mismo como sociedad por no querer progresar y por tal vez abusar del “como vaya viniendo, vamos viendo”. Frase del personaje de Fraklin Virgüez en esta telenovela. Frase que hace referencia a la llamada “viveza venezolana” y al hecho no planificar nada y como dicen por ahí, dejarlo todo en manos de Dios. Frase que desnudó la forma de pensar de los venezolanos, y forma de pensar que nos puede haber llevado a la situación que estamos viviendo y padeciendo en la actualidad, pero que de alguna forma no está alejada de la realidad en la que se basa esta novela.

En 2014 Yordano expresó “Ojalá, como dije en una oportunidad, no me digan más nunca: ¡qué vigente está la letra!”.

Y es que la letra de la canción y la historia de la telenovela están mas vigentes que nunca.