Y vuelves a caer.

Te expones.

Te humillas.

Te regalas por un segundo de atención.

Y está mal. Estás mal.

Y lo sabes.

Y sabes que no es esto lo que quieres.

Sabes que lo que de verdad quieres es a alguien que te preste su sudadera cuando tienes frío, y que te abrace sin que se lo pidas.

Sabes que lo que necesitas es alguien con quien ver películas, (buenas, malas, de dibujos o de terror), hasta altas horas de la madrugada, siempre que sea juntos.

Sabes que lo que más deseas en este universo es que alguien te quite todos los miedos con un beso y que te guarde la vergüenza en un cajón donde ya no te moleste más.

Pero no eres capaz de esperar, y te conformas con una versión sucia, barata y distorsionada, que no se parece en nada a lo que sabes que quieres en realidad.

Y vuelves a caer.

(Fotografía: levisquinientosuno.tumblr.com)

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.