La cagué… ¿Ahora que hago?

¿Alguna vez has sentido tanta felicidad como cuando te subiste por primera vez a un avión y experimentaste esa sensación de conocer un nuevo lugar? o como cuando tu crush te dice “Buenos días” mientras subes por elevador y te alegra todo tu día… apuesto que si.
¿Alguna vez te ha pasado que cuando te sientes feliz con tu trabajo, con tus amigos, con tu novia “ALGO” sucede y de pronto, así de la nada lo arruinas y todo aquello por lo que una vez luchaste se va a la mierda en menos de un minuto?
Bueno, déjame decirte que ese “ALGO” tiene nombre, se le llama “Síndrome del Autosabotaje”

El síndrome del autosabotaje es cuando nos fijamos una meta y después nos aseguramos de que no suceda.

Si te pones a pensar un poco probablemente te darás cuenta de que, muchas veces no lo lograste por algo que tu mismo hiciste inconscientemente.

Existen diferente formas de autosabotearnos pero muchas veces no nos damos cuenta de que lo hacemos hasta que ya es muy tarde y eso que dijiste o hiciste te afecta a ti mismo y a los que te rodean.

Por ejemplo, estás esperando una llamada de una persona muy importante y cuando al fin la recibes dudas en contestar, te preocupa tanto quedar bien con esa persona que dices estupideces sin sentido.

¿Por qué nos autosaboteamos?

Existen muchas razones del autosabotaje, por ejemplo sufrir del “Síndrome del Impostor” aunque este lo dejaremos para otro post, baja autoestima, etc. pero creo que la razón más usual o por lo menos es mi caso, es el miedo y que a pesar que queremos lograr algo, internamente y de manera inconsciente nos da pavor hacerlo.

Si te pasa esto con frecuencia quizás te sientas identificado conmigo y te estás autosaboteando.

Generalmente cuando nos autosaboteamos no nos damos cuenta de lo que estamos haciendo y mucho menos la reacción que esto ocasionará pero tranquilo, afortunadamente esto puede tener solución y se trata de trabajar en mejorar tu autoestima, no te castigues por eso que ya hiciste, porque de nada servirá.

Convierte todos esos pensamientos negativos en positivos, trabaja con metas pequeñas y alcanzables.

Y por favor, deja de agobiarte por eso que ya hiciste…