Así llega Independiente

Boca — Independiente del Valle. Independiente del Valle — Boca. Por la cabeza del hincha sólo hay una cosa y es la llave semifinal de la Copa Libertadores que arranca el próximo jueves en Quito. Analizamos al rival de turno: su proceder en el torneo local, altas y bajas y su asombroso récord como local.

Independiente del Valle llega como la revelación a esta etapa de semifinales del certamen continental. “Nos estamos preparando para el partido más importante de nuestra historia” declaró el entrenador Pablo Repetto en diálogo con Muy Boca Radio, semanas atrás, y la preparación fue bien distinta: mientras Boca realizó una pretemporada larga y con solo dos partidos, un amistoso ante Olimpia y otro por Copa Argentina ante Atlético Güemes, los ecuatorianos tuvieron un calendario cargado que desde el 18 de junio hasta el día de la fecha incluyó cinco partidos por el torneo local.

El conjunto de la ciudad de Sangolquí llega con mayor ritmo competitivo y con algunos encuentros importantes en el lomo, dentro de los partidos que disputaron en las últimas semanas de junio se enfrentaron a Barcelona y Emelec, dos poderosos del fútbol ecuatoriano que hoy son líder y escolta, respectivamente, del torneo doméstico. En la Serie A de Ecuador, Independiente del Valle se ubica en el cuarto lugar con 30 puntos, a cinco del líder, producto de 9 victorias, 3 empates y 6 derrotas.

El mercado de pases es otro punto que diferencia a Boca con Independiente. Los Mellizos analizan cuáles serán los cinco cambios que presentarán en la lista, mientras que la dirigencia del conjunto ecuatoriano le cumplió a su entrenador Repetto, que había destacado en Muy Boca Radio que lo más importante era mantener la base, y lograron que no se fuera ningún jugador a pesar de que muchos despertaron interés y que seguramente terminarán emigrando una vez finalizada su participación en la Copa. La única cara nueva es Jonathan González, un extremo de 21 años, apodado ‘La Bala’, que vuelve al club después de un paso por el fútbol mexicano.

A pesar de su corta historia, primera vez que supera la fase de grupos en la Libertadores, Independiente del Valle justifica desde los números su presencia en semifinales. Como local no perdió en la edición 2016 del certamen continental: entre el repechaje, la fase de grupos y las llaves eliminatorias previas registra cinco triunfos y un empate, con 11 goles a favor y 4 en contra. Independiente del Valle se hizo fuerte muy fuerte jugando en casa, a pesar de que no tiene una gran convocatoria, su vicepresidente Santiago Morales destacó en MuyBoca Radio que “las únicas dos veces que jugamos con un estadio lleno a favor fueron ante River y Pumas” y este jueves seguro se volverá a repetir.

Lejos de las grandes luces, Independiente del Valle es un equipo serio, ordenado, sin ninguna figura rutilante aunque tiene en Junior Sornoza su goleador en la Copa (6 goles) y en José Angulo a su máximo anotador en el semestre (9 goles en total, 5 en Libertadores) que hace sentir los casi 2.500 metros de altura con los que juega en casa y que como confirman su entrenador y vicepresidente “están haciendo historia” y quieren seguir escribiendo páginas doradas por eso Boca no debe ni va a confiarse, enfrente hay un rival peligroso por más que desde el desconocimiento general se lo desmerezca.

Por Martin Rosito (@MartinRosito)

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.