Los paraguayos desayunamos apurados

Dedicamos en promedio 10 minutos a nuestra primera comida del día

Es normal ver que las personas, durante su día a día en la semana, estén a mil por hora. Con muchas actividades laborales o en la universidad, casi no hay tiempo para dedicarle a pequeñas cosas, como es el desayuno cada mañana.

Sentarse a tomar un café al despertar a veces es un deseo imposible de cumplir, cuando hay otras tareas más prioritarias al arrancar el día, como preparar todo para salir de la casa o tomar una ducha y vestirse. Eso nos deja con pocos minutos para disfrutar de la primera comida de la jornada.

Tener tiempo para desayunar muchas veces implica levantarse más temprano y, cuando estamos en la cama, esos cinco minutos extra de sueño parecen más seductores que unas tostadas con mermelada, lo cual después puede ser una mala decisión durante el día.

Pero, realmente, ¿cuánto tiempo le dedicamos los paraguayos a desayunar antes de salir de casa? El 70% de la gente se toma solamente 10 minutos, lo cual significa que tienen que apurarse lo máximo posible para no atrasarse y llegar tarde a su destino.

Un 20% invierte entre 15 a 20 minutos, sentándose en la mesa un poco más tranquilos para su primera comida del día. Solo un 6% le dedica más de 20 minutos, quienes son los que verdaderamente disfrutan de este momento a la mañana.

¿Será que estas personas desayunan en familia, se despiertan más temprano para no estar tan apurados o simplemente, no tienen tantas obligaciones por la mañana?

Ahora bien, ¿dónde desayunan estas personas? Si nos levantamos tarde, muchas veces ya no hay ni tiempo de desayunar y lo hacen en la oficina mientras prendemos la computadora. Sin embargo, solo el 28% de las personas dice comer en su escritorio.

Una gran mayoría aún prefiere desayunar en la tranquilidad de su casa, para disfrutar de su café con leche caliente, siendo estos el 69% del total. Solo un 1% desayuna en otro lugar que no sea el hogar u la oficina, y un 1% no desayuna.

Pareciera ser una característica normal hoy en día que los paraguayos desayunemos apurados, dedicándole unos pocos minutos a la primera comida del día. Si lo hacemos con nuestra familia, prácticamente no hay tiempo de conversar, pero lo bueno es que el desayuno, por más corto que sea, mayoritariamente se sigue haciendo en la casa.


¿Te gustó este artículo? Dejanos tus aplausos para que llegue a más personas. Para encontrar más materiales de los estudios de Nauta, seguinos en Facebook y en nuestro Blog

Visitá nuestra web y suscribite a nuestro newsletter para recibir las últimas noticias de la data en Paraguay.

Artículo escrito por Gonzalo Recalde.