El “Padre Grassi” y la Fundación Felices los Niños

Julio César Grassi es un sacerdote católico que fue condenado por la Corte Suprema de la Provincia de Buenos Aires a 15 años de cárcel por abuso sexual infantil y corrupción de menores. Es el creador de la Fundación Felices los Niños. Cumple su condena en Unidad Penitenciaria Nº 39 de Ituzaingó.

E n 1991 ante el Juzgado de menores de Mercedes, a cargo del juez Julio Cámpora, se presenta un conocido del sacerdote, por supuestos abusos sexuales a niños de la Fundación Felices los Niños, que se fundó en el año 1993 en Hurlingham, pero la investigación nunca avanza y es cerrada por falta de pruebas. Nueve años después el juzgado Nº 3 de Morón recibió una denuncia anónima contra el cura, por supuesta “corrupción de menores”. Se formó un expediente pero la investigación quedó “archivada” hasta el 2002.

“No podía creer que el presidente de la Fundación se lo acusaba de violador” asegura María de los Angeles, una empleada de la Fundación, que trabajó desde el año 1997 hasta 2005.

La Fundación Felices los Niños

Telenoche Investiga mostró a fines del año 2002 el informe donde mostraban que algunas personas acusan al sacerdote, sobre varios episodios de abuso sexual con menores internados a su cargo. Pero solamente un joven que lo apodaron “Gabriel” declaró ser víctima del cura. La justicia ordenó la detención del cura bajo la acusación de “abuso deshonesto y corrupción de menores agravada”. Grassi se presentó en el programa Edición Chiche en donde dijo que se iba a entregar a la Justicia . María se encontraba en su casa, cuando su hijo le dijo “Grassi está en la tele”. Se quedó sorprendida, ya que pensó que el padre era inocente “Tuve la oportunidad de hablar con él al igual que otros empleados cuando se lo acusó de violador y aseguró que era todo mentira, que lo ‘hacían por venganza’ ” además agrega que la relación que tenía el padre con los niños era muy buena, nunca vio algo extraño.

“Muchos chicos querían irse de la Fundación por miedo, algunos padres fueron a buscar a sus hijos y nunca más los volvieron a traerlos” expresa Silvina, una maestra.

Una semana después del informe aparece otro caso de abuso el de “Ezequiel”. La Defensa pide nulidades y plantea cuestionamientos. Se aparta el primer fiscal, Adrián Flores, quien fue reemplazado por Rita Bustamante. En el año 2003 “Ezequiel” declara en Tribunales y termina retractándose de su declaración, más tarde el abogado del cura queda detenido. Muchas personas recibieron al cura en Hurlingham “A partir de ese año, la Fundación no era lo mismo y muchos empleados que estaban en contra de Grassi fueron despedidos” asegura María.

Julio César Grassi junto a su abogado en el Juicio Oral (2008)

Tres años después apareció otro caso el de “Luis”, se trata del menor donde lo había abusado en un viaje al sur. Comienza el juicio oral en el 2008 “Entre un año antes que fuera el Juicio Oral pero en la Fundación intentamos de que no se hable del tema, principalmente por los chicos” dice Silvina. La corte suprema de la provincia de Buenos Aires en el 2013 confirma la condena a 15 años de prisión por abuso sexual agravado y corrupción de menores. “Fue un fin para la Fundación, nosotros seguimos adelante. Y la estafa hacia la Fundación nos sorprende. Confiábamos mucho en el padre”.

“Me tuve que ir de la Fundación, no aguantaba trabajar en un lugar que si no estabas a favor de Grassi te podían echar”.
Algunos de los chicos ayudando en la Fundación

“El padre jugaba mucho con los chicos, cuando tenia tiempo libre los ayudaba con las tareas” expresa una de las maestras. Ya pasaron dos años desde que se confirmó la condena y al día de hoy, hay empleados que siguen pensando que es inocente. “Si queda libre antes de los 13 años que le quedan, me gustaría hablar con él. Cuando estuvo libre, tuvo la prohibición de acercarse a la Fundación de Hurlingham” afirma la maestra.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.