Rufina Cambaceres

La Joven que despertó de la muerte ”

El miedo a ser enterrado vivo sin estar muerto, es quizas uno de los mas espeluznantes, se denomina técnicamente tapefobia. Hay muchos casos de personas que fueron enterradas vivas, pero el mas conocido, fue el de la joven Rufina Cambaceres, un hecho documentado por los diarios de la época allá por 1902, en Buenos Aires.

No se sabe muy bien si la joven esta entrando o saliendo de su mausoleo en el Cementerio de Recoleta

LOS INICIOS

R ufina Cambaceres Bacichi nació un 31 de Mayo de 1883 en Buenos Aires, fue hija del reconocido escritor porteño Eugenio Cambaceres y la bailarina italiana Luisa Bacichi, mujer no muy aceptada por su profesión y por su condición de inmigrante.

En 1888, cuando Rufina tenia apenas 5 años de edad, su padre murió, y Luisa su mujer, heredó muchas casas de ese matrimonio. Poco después ella estuvo en pareja con otros hombres, uno de ellos un tanto conocido, el futuro presidente Hipólito Yrigoyen.

UN CUMPLEAÑOS NO TAN FELIZ

La antigua casa de Rufina en Montes de Oca 121, Barrio de Barracas. En la actualidad funciona la Escuela Tecnica Num 4

El día del cumpleaños numero 19 de Rufina, organizaron una fiesta en la distinguida casona de Montes de Oca 121 en el barrio de Barracas, donde ella vivia con su madre. Se sabe que iban a terminar la velada en el Teatro Colon. Esa misma noche una amiga muy allegada le confesó a Rufina que su madre era también amante de su propio novio. Estremecida y sorprendida, la joven Rufina subió a vestirse, el hecho es que demoraba mas de los habitual, cuando de pronto se escuchó un grito desgarrador que provenia de la planta alta.

Su madre subio y tocó la puerta del cuarto de Rufina pero nadie respondia, y justo al momento al abrirla se encontró con una situacion terrible y desesperante, la joven estaba tirada e inconsciente, sin pulso ni respiración. Rapidamente decidieron llamar a los medicos, quienes la dieron por muerta. Esa misma noche su cuerpo fue depositado en la boveda familiar en el cementerio de la Recoleta.

HECHOS MISTERIOSOS

Una version cuenta que, un tio de Rufina olvidó colocar en el ataúd unos anillos de oro que pertenecian a la joven. Al dia siguiente se presentó imprevistamente en el cementerio. Previa autorizacion decidieron abrir el ataud, y se encontraron con la espeluznante imagen del rostro y el interior de las telas arañado y las uñas de la joven desgarradas.

Se llegó a la conclusion de que la pobre Rufina murió asfixiada tras haber sufrido un ataque de catalepsia que se caracteriza por la inmovilidad, rigidez del cuerpo, la pérdida de la sensibilidad y de la capacidad de contraer los músculos voluntariamente.

Otras versiones cuentan que despues de aquella lucha dentro de su cajón, logró salir de su mausoleo en medio de la noche y al ver el campo santo de Recoleta colmado de cruces y bóvedas, fue lo que la atormentó y terminó muriendo de un infarto …

EL DATO

Desde aquel momento, en el año 1902, se dispuso en Buenos Aires no enterrar antes de las 24 hs a los difuntos. De ese hecho surgieron los velatorios como acto que oficia en despedida del fallecido.

ESCULTURA

El Mausoleo de Cambaceres, es de estilo es Art Nouveau por los delicados movimientos que presenta la homenajeada. Su rostro presenta expresión y dramatismo a la vez. Su pelo y la transparencia de su vestido permite descubrir las formas de su cuerpo esbelto. Es una escultura de bulto, que representa una alegoría mitológica, la imágen es realista, la postura de Rufina deja mucho para pensar no sé sabe muy bien si está entrando o está saliendo del mausoleo, (esa carga psicológica le trascurre a quien la observe). En un primer plano se aprecia la tristeza que refleja su mirada y una lágrima que se desliza por su rostro. La escultura está ubicada sobre una crepidoma, jerarquizando a la bóveda, hay influencias al arte decó, art nouveau ya que este estilo se caracteriza por la abundancia ornamental, el empleo de materiales lujosos como el marmol, y la utilización de motivos geométricos y vegetales combinados con la proliferación de relieves en la parte superior tanto de figuras orgánicas “imitando a la naturaleza” y también de “Ángeles”, que cuidan a la joven.

Edición y Fotografía : Franco Vega.

“Rincones, Historias y Mitos de Buenos Aires

SEGUINOS EN FACEBOOK → on.fb.me/1fAa6TZ