10 Lecciones que me enseñó El Principito

Esta semana el libro “El principito” cumple 73 años, casualmente había terminado de leer la obra más famosa y querida del aviador y escritor francés Antoine de Saint-Exupéry. Esta obra se ha convertido por mucho en uno de mis libros favoritos y ya entiendo porque es el tercer libro más vendido de la historia.

A simple vista parece un libro infantil pero no, es más que eso, es un obra maestra con un contenido muy singular, sumergido en un mar de metáforas sobre la amistad, el amor y la vida misma.

Es increíble como un libro tan simple, superficialmente tiene tanto contenido valioso y es que básicamente nos enseña lo que realmente es importante en la vida pero no abundaré mucho en este libro para motivarlos a ustedes a que lo lean.

He quedado anonadado con esta obra que me he animado y me siento casi obligado a exponer lo que YO entiendo que nos enseña junto con unas anécdotas o experiencia personales.

1- “Es más dificil juzgarse a sí mismo que juzgar a los demas… Si consigues juzgarte bien, es que eres un verdadero sabio.”

A principio del 2015 a un amigo tomo una decisión frente a un problema, la cual yo no estaba de acuerdo y lo juzgué. Como saben la vida da muchas vueltas y más tarde ese mismo año, se me presentó la misma situación ¿Y qué creen? Tomé la misma decisión que mi amigo. Todos hemos juzgado a alguien y muchas veces lo hacemos sin conocer bien la situación de esa persona, cada cabeza es un mundo y aveces hay que caminar 10km en los zapatos del prójimo para comprender.


2- “Caminando en línea recta no puede uno llegar muy lejos”

Es hora de salir de la zona de confort y así aprender algo nuevo. EVITA LA RUTINA, esta acaba con todo, con la pasión y hasta con el amor. Simplemente haz algo nuevo, no tengas miedo a salir y hacer algo diferente.


3- “Es muy triste olvidar a un amigo. No todos han tenido un amigo.»

No todos han podido encontrar el valor de una amistad, simplemente ven a las personas como relaciones de beneficio propio y son los primeros que se desaparecen cuando de verdad se necesitan de ellos. Lo triste es que he llamado “amigo” a individuos como estos.


4- “Todos los mayores han sido primero niños pero pocos lo recuerdan”

Esta me gustó bastante y me siento muy identificado, porque a pesar de ya casi tengo 25 años, no he dejado dormido a mi niño interior, ni he dejado de soñar en grande, ni he dejado mis gustos, por la presión social o porque simplemente “Estoy viejo para hacer ciertas cosas”. Creo fielmente que mantener esa chispa interna de la que solo los niños pueden presumir es la clave del exito, gracias a esto, estoy viviendo uno de mis sueños. La mayoría de las personas creen que ser adulto es sinónimo de aburrido o ser un pedante realista, claro, hay que tener los pies sobre la tierra, de eso no tengo duda. Solo les puedo decir que despierten a su niño interior, recuerden el espíritu joven e inocente que disfrutaba de la vida sin agobiarse con la rutina diaria. Te invito a que te rías, bailes, viajes, explores, experimentes y compartas cosas nuevas con tus familiares y amigos.


5- “No era más que un zorro semejante a cien mil otros. Pero yo le hice mi amigo y ahora es único en el mundo.”

De mis frases favoritas, existe un vínculo entre amigos la cual es una de las cosas más especiales que hay en la vida. ¡CUIDA A TUS AMIGOS!


6- “Solo se ve bien con el corazón, lo esencial es invisible para los ojos”

Las cosas más importantes en esta vida no son materiales. Hay momentos que no tienen valor alguno como: Pasar tiempo en familia, el primer beso, la risa de un ser amado, las “chercha” entre amigos.


7- “Y cuando te hayas consolado, (uno siempre termina por consolarse) te alegrarás de haberme conocido”

Esa mala costumbre de agrandar los problemas pequeños, he tenido que ahogarme en muchos vasos de agua para entender que todo en la vida tiene solución, todo lo malo pasa, y solo queda una lección de la cual hay que aprender.


8- “Es necesario que soporte dos o tres orugas si quiero conocer las mariposas”

La vida esta llena de experiencias, están las buenas y están las malas, estas últimas son las queremos evitar pero son los maestros más grandes que podemos tener porque nos ayudan a crecer como persona.


9- “Me pregunto si las estrellas se iluminan con el fin de que algún día, cada uno pueda encontrar la suya.”

Hay que tener la esperanza de que todo el mundo tiene un alma gemela, solo tenemos que encontrarla y amarla para siempre.


10- “Fue el tiempo que pasaste con tu rosa la que la hizo importante”

Compartir momentos con una persona especial es lo mejor que pudo pasarme, así que lo mejor o lo más valioso de lo que yo puedo adueñarme, son de esas experiencias o aventuras que disfruté con ese individuo.


Si te gustó este artículo recomiéndalo dandole al corazón. Puedes seguirme en Instagram y Twitter.

Hasta la próxima pasajeros.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.