Krishna

EL AMANTE DIVINO DE TU ALMA

El Señor Krishna es el amante divino y el sanador más grande de tu alma. No solo sana tu alma sino el alma de todo el mundo.

Los hindúes creen que Vishnu encarnó como Krishna para establecer la religión del amor.

El amor con todas sus muchas facetas y caras es un gran estudio. El sendero del Amor Divino no es fácil. Es omniconsumidor. Exige todo de nosotros, pues el amor es el regalo superior. El amor contiene toda la doctrina de la ley. Debemos desechar inmediatamente cualquier cosa que no esté a la altura del amor, del Amor Divino en nuestra vida pues está entorpeciendo nuestro sendero.

Krishna nació en una región al sur de Delhi en India. Algunos investigadores ven a Krishna como una figura histórica que vivió alrededor del año 650 a.C. David Frawley, un estudioso del sánscrito, cree que las referencias astronómicas que se encuentran en los textos hindúes así como también en los recientes hallazgos arqueológicos revelan que Krishna vivió al menos a principios del año 1400 a.C.

El nombre Krishna proviene de una palabra sánscrita que significa negro o azul oscuro. A menudo, se representa a Krishna con piel oscura: algunas veces azul, otras negro azulado o negro.

La información acerca de Krishna nos llega desde diversas escrituras hindúes, que relatan episodios detallados de la vida de Krishna, incluso sus primeros años como un niño travieso y un joven ardiente.

Krishna fue criado por Nanda, el líder de los vaqueros, y su esposa Yasóda.


La palabra vaqueros en sánscrito se dice gopas y vaqueras se traduce como gopis. Gopala y Govinda son los nombres que se refieren a Krishna como un joven vaquero. Gopala significa «protector de las vacas».

Nos damos cuenta que esto simboliza a Krishna como el protector de todas las almas.

«Como un joven, Krishna encarna la alegría, la gracia y la belleza trascendente que magnetiza a todos los que lo observan.
Toca su flauta y la magia de su sonido cautiva a las gopis (las pastoras).
Cuando las gopis escuchan el sonido de su flauta, detienen cualquier cosa que estén haciendo y corren hacia Krishna.
¡El sonido sobrenatural de la flauta distrae incluso a los dioses!
Toda la creación no se puede concentrar en otra cosa que no sea el sonido de la flauta. Este sonido es más que una melodía. Es una convocatoria. Llama a las almas de regreso a su Señor».

— Cita y comentario de La espada y la flauta de David R. Kinsley, y Srimad Bhagavatam trad. Por N. Raghunathan.

El amor de Krishna por las gopis y el de ellas por él simboliza el romance divino entre Dios y el alma, el Gurú y el chela. Así como las gopis anhelan a Krishna, de igual manera el alma anhela a Dios.


Desde el corazón de Krishna:

Las horas giran… los ciclos cambian. Y mi presencia se vuelve hacia el devoto del Amor.…

Que podáis hacer las paces conmigo hoy y podáis saber que… YO SOY el perfecto Amor, que arroja, ata y derrota a las fuerzas del anti-Amor hasta que en todos los universos no haya más dualidad, sino Amor, Amor y Amor.…

No existe el tiempo ni el espacio, sino solo la ilusión del maya y la representación una y otra vez de la Madre Divina, que debe probaros desde todos los ángulos, seduciros y jugar a las escondidas con vosotros hasta que finalmente y en última instancia vuestro amor íntegro/indiviso se convierta en el Uno Divino donde estéis.…

El sufrimiento trae un gran amor y humildad al corazón, así como el descenso del karma sobre la simiente del Maligno los enfurece… los aturde y hace que sientan temor y se escondan bajo las rocas… El devoto se regocija ya que es amado y amado una y otra vez y es digno del castigo.…

Por lo tanto, conoced el perfecto Amor. Y sabed que en el estado imperfecto podéis conocer al perfecto Amor pues ¡el perfecto Amor es superior al estado imperfecto!
Por consiguiente, no tenéis que esperar a la manifestación de vuestra perfección para conocer el perfecto Amor, simplemente, amados, ¡porque el perfecto Amor os conoce! Y ¡YO SOY ese Amor y os conozco! Y conoceros es amaros y ser el verdadero Amante Divino de vuestra alma en vuestro interior.…

Entonces, cuando nos damos cuenta de cuál es el propósito de todo esto, no nos conformamos con poner nuestra mente en blanco mientras decimos un mantra o un decreto porque es una fórmula que es como un cuenco y derramamos amor y devoción en el interior de la fórmula del mantra. Vertimos todo nuestro ser para la transmutación y la purificación.

Todos nosotros poseemos una fuente infinita de energía si podemos liberarla de todas nuestros aspectos negativos. No importa si son culpas nuestras o de alguien más, ya que en última instancia no son reales. Pero mientras habitamos en este valle de maya e ilusión son muy reales para nosotros. Y debido a que son muy reales para nosotros, debemos tratarlas de esta manera hasta que podamos resolverlas y transmutarlas mediante la llama violeta y que nuestra alma logre un estado de amor, alegría y confianza.

Que la flor de ese amor brote en tu interior y que el mismo fuego del surgimiento de ese amor consuma los patrones negativos.


Este artículo contiene fragmentos de eventos que Elizabeth Clare Prophet dirigió el 23 de febrero de 1992 y el 1° de julio de 1993.


Copyright © 2015 Summit Publications, Inc. Todos los derechos reservados.

Summit University Press® y el logotipo de Summit University® son marcas registradas en la Oficina de Patentes y Marcas Registradas de Estados Unidos y en otros países. Todos los derechos de uso están reservados.


One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.