Fotógrafo retrató luto de su abuelo, imágenes conmovedoras

Dejar morir a alguien y aceptar el vacío que quedará en nuestras vidas puede resultar una experiencia muy dolorosa y en extremo difícil. La muerte nunca es bienvenida aunque sea ley de Dios y el desapego de los seres humanos posterior a tantos años de convivencia puede verse como una opción muy cuesta arriba.

Esta serie fotográfica del especialista Erik Simander, es muestra de cómo el vacío inunda la vida de un abuelo al perder a su compañera de vida. La soledad es retratada en la loza para sólo una persona, en el lavaplatos de la cocina y a través de su mirada perdida.