“Mamá, quiero ser youtuber…”

Hoy hablaremos sobre los youtubers. De cómo ha evolucionado la comuni-cación, desde la televisión, hasta el consumo de contenidos audiovisuales masivo a través de internet y dispositivos móviles.

“Vivir la vida a través de otros”

Vivir como propias, vidas ajenas. Esta afirmación podría tener connotaciones negativas, el hecho de querer experimentar cosas inalcanzables parece muy atractivo, lo malo es cuando este anhelo surge de problemas emocionales derivados de una baja autoestima. Cuando nuestra vida parece aburrida, sin estímulos suficientes o nos sentimos solos, tendemos a interesarnos por la existencia de otros. Personas que nos resultan mucho más divertidas, atractivas y que además tienen una gran cantidad de seguidores.

En unos primeros momentos, los programas del corazón nos acercaban la vida de los famosos, (antes las revistas de papel couché) personas de éxito que nadan en piscinas de enormes mansiones. Élites con grandes riquezas a su disposición, amores y desamores, vidas de príncipes y princesas, observadas a través de la televisión o de las revistas. El pueblo, como masa, necesita referentes que conecten con ese deseo constante de superación y autorrealización humana, dispuestas por Maslow en su pirámide y estos cuentos de hadas, sirven de anestesiantes placebos.

Más tarde apareció Gran Hermano abriendo la veda a gran escala. Ahora podíamos vivir la vida de otros, pero con un factor importantísimo, que eran gente como nosotros, gente “normal” (al menos en el primer reality) y eso nos pareció muy atractivo, sobre todo en nuestro contexto. En España sigue triunfando este modelo de formato. De todos modos, este tema ya lo estudiaremos en profundidad más adelante, porque sí, tiene tela.

La propia evolución tecnológica ha hecho posible una vuelta de tuerca más. A día de hoy, lo más cómodo es abrir esa ventana hacia el mundo que llamamos Internet. La red de redes, la autopista de la información, que nos proporciona una infinidad de canales desde dónde podemos acceder a eternos contenidos. Es ahí donde reside todo, si no estás en internet, no existes. Una vez adaptados a este gigante de las telecomunicaciones, la propia sociedad anónima, ha podido atravesar esa línea infranqueable y situarse en las cimas de la popularidad. Cantidad de personas desconocidas han decidido posicionarse en esta nueva era de la comunicación, creando sus propios contenidos gracias a las fáciles herramientas informáticas de las que disponemos: blogs de cocina, tutoriales de maquillaje, informática, gameplays, moda y estilismo, personas que comentan la actualidad y dan su punto de vista, convirtiéndose en referentes para toda una generación. Lo bonito de todo este asunto es que el pueblo, ha conquistado el medio, y este hecho conecta con la idea de la democratización de los medios.

“Cada individuo es una pequeña agencia de noticias”

En la actualidad, cada uno de nosotros podemos informar y fotografiar, siendo periodistas o fotógrafos en potencia. Contamos acontecimientos desde el lugar de los hechos desde un teléfono móvil, cada uno con mayor o menor grado de opinión (lanzando comentarios), dependiendo de las inquietudes reporteras de cada individuo. Pero el concepto está claro, cada uno de nosotros, con una conexión a internet o con un teléfono móvil, somos una pequeña agencia de noticias. Consumimos productos audiovisuales de todo tipo, los compartimos, producimos material propio, seguimos compartiéndolo en numerosas redes sociales y con la alta conectividad entre individuos que existe hoy en día, la información se multiplica y se convierte en viral, llegando a lugares insospechados.

Los youtubers han podido captar toda la atención de los demás. Conociendo todo el poder de la comunicación, fueron atrevidos y se posicionaron frente al resto, pensaron que colgando un vídeo podrían colarse en nuestras casas. Algunos como “WillyRex” (Videojuegos), “HolaSoyGermano” o “Smosh” (Humor) se han transformado en verdaderos líderes de opinión dentro de sus sectores. Una generación completa ha cambiado la forma de consumir y por lo tanto de producir contenidos audiovisuales. Ya sea probando videojuegos, haciendo sketches de humor o realizando recetas de cocina, si tienes los seguidores suficientes en tu canal, las marcas pueden interesarse en tu figura. Te conviertes en un medio de comunicación más y por lo tanto, ya formas parte de la industria. Volviendo a la idea que lanzábamos antes sobre la democratización de los medios, nos damos cuenta que tarde o temprano, los poderes terminan por enterarse, por lo tanto, vuelven a dominarlo todo.

Ranking de canales de youtube con más suscriptores.

http://vidstatsx.com/youtube-top-200-most-subscribed-channels

“El Rubius y los gameplays”

En concreto nos gustaría realizar un breve análisis sobre un canal de youtube gameplay, acercándonos a nuestro contexto, en España es “elrubius” el mayor icono, tiene un canal dedicado al mundo del videojuego con el que ha embaucado a toda una legión de adolescentes. Hoy 22 de Abril de 2016 tiene 17.633.015 suscriptores. Un chico inmaduro e infantil, que nada en la abundancia por subir vídeos que comenta mientras juega a videoconsolas. Puede parecer muy simple, incluso llegar a desconcertarnos, pero este tipo de contenido audiovisual, tiene tasas de seguimiento mayores que cualquier canal televisión que emita su señal por internet.

Primer vídeo de “elrubius”.

https://www.youtube.com/watch?v=V7dcwjsjafY

Al principio todo surgió de manera natural: tengo una consola, conexión a internet, me hago un vídeo jugando y diciendo chorradas, lo subo y la gente me puede ver. El éxito reside en la acogida del público, si caes en gracia lo tienes hecho. Miles de adolescentes sin posibilidades de comprarse una videoconsola, empezaron a ver sus vídeos, con diferentes usos y vertientes.

- Vertiente informativa.

El hecho de poder visualizar un videojuego antes de comprarlo, nos da pistas de sus gráficos, jugabilidad, posibles estrategias a seguir, historias, formatos, personajes, etc… Luego puede ser definitivo a la hora de elegir la compra de nuestra siguiente experiencia audiovisual.

- Vertiente lúdica.

Por lo que hemos podido experimentar con canales del mismo tipo como el de “Outconsumer”, aunque con muchos menos seguidores (721.300). Es que este tipo de contenido conecta y engancha con el público porque tiene la posibilidad de jugar a través de otra persona. Y por tanto experimentar y divertirse con el videojuego que se deseé, a solo un click del ratón.

- Vertiente económica.

No todos podemos permitirnos la compra de todos los videojuegos y videoconsolas que hay en el mercado. Si no existe esa posibilidad ni tenemos los medios suficientes como para experimentar los últimos videojuegos por nosotros mismos, habrá que poner una solución.

- Vertiente antropológica/empática.

La vertiente económica, unida a la soledad que siente el adolescente medio, que vive feliz en su cueva con su ordenador y su conexión a internet. Dan un resultado claro: hay que satisfacer esas necesidades, de este target en concreto, los “millennials”. Necesitan entretenimiento máximo. Por lo tanto el carisma de los interlocutores es fundamental. Si son cómicos y divertidos, empatizarán con ellos al instante y en pocos vídeos creerán que estos youtubers, ya forman parte de sus vidas. Se convierten en amigos virtuales con los que poder jugar. Son como amigos imaginarios, pero sin dejar lugar a la imaginación.

Por todo esto y mucho más, este tipo de canales forman parte de la evolución comunicativa, modificando la relación de la sociedad con sus máquinas informáticas y con el resto de iguales.

Para nosotros es un paso más, es como una meta realidad virtual, porque vivimos las experiencias virtuales de un tercero, ¿qué será lo próximo?

Like what you read? Give Tecnolovida a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.