EL ENTRETENIMIENTO DEL 2017

Seamos honestos con nosotros mismos, escribiré estoy como televidente. No como participe de los medios o como dicen los bellos troleros “ardido porque ellos si y tu no” Mientras escribo esto, tengo en mi computadora Youtube en vivo y transmitiendo a mi tv Facebook con otra transmisión en vivo.

En la de Youtube En vivo, se encuentra Franco Escamilla y su diablo squad. Me disponía a verlos por primera ves en vivo y llevan mas de 15 minutos sin audio, pero con mas de 20,000 personas online viéndolos. La transmisión de Facebook ya la apagué porqué no soporte tantas malas palabras y dichas de tan horripilante manera.

Franco Escamilla y compañía inician el programa ya con audio tocando el tema sobre el catedrático Marcelino Perelló Valls ex dirigente del movimiento del 68. Ni catedrático ni ex dirigente lo convierten en autoridad ni motivo de hablarle a el con respeto o cuidado. Bueno, el viejo ya deschabetado no es el punto, es la forma tan errónea, irrespetuosa, misógina (y miren quien lo dice) de tocar este tema y continuar con una nota sobre una exposición de arte utilizando el periodo femenino como materia para realizar “pinturas”. Me pareció muy cercano a los comentarios hechos por el Sr. Marcelino. Nada alejados de la falta de tacto y respeto hacia no solamente la mujer, hacia los que veíamos esa transmisión en vivo.

Yo se que el programa es de “guasa” me van a decir, que su intención nunca es el ofender. Disculpenme, lo que vi.. ofendieron y mucho. Lo comprendo ahora perfectamente. Utilizan el slogan de SIN CENSURA para poder justificar su ignorancia y falta de tacto al tocar los temas que para ustedes consideran relevantes y graciosos para comentar. Lo se, dirán son comediantes y que no debo de tomarlos en serio. Cuando tienen esa cantidad monstruosa de audiencia perdón, pero deben de tener algo de prudencia al momento de hablar de los temas.

No aguanté mas y ya no puedo decir se que pasó después porque lo apague, si usted los justifica y los defiende, lo respeto. Pero me da pena su falta de criterio y sobre todo con que poco que se entretiene.

Señores comediantes de la mesa, espero les caiga el 20 de lo que tienen en su poder y la gran oportunidad de impartir un mensaje gracioso, contundente y hasta reflexivo para su audiencia que es masiva. Lo que vi, me dio tristeza. Por muchas razones, por estar de este lado de la computadora y por la increíble oportunidad que tienen para crear y solo se sientan a leer su cel para “rebanarla”.

Afortunados son, desafortunada la audiencia.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.