Algo breve..

Me podía quedar horas viendo tu cara, no sé si eran tus ojos o la historia que había detrás de ellos. Tal vez era la rareza de tus horas sin ir a dormir, no sabiendo si estabas triste, feliz o simplemente pensando en que algo te faltaba. Había algo más.. no sé qué, pero eras tú.

No hacía falta mirar por la ventana, todo lo que yo quería lo tenía exactamente ahí, en esa habitación, en esos ojos.. todo lo que necesitaba aquí ya estaba.

Y me quede pensando, en si eras tú, en si era yo.. No quería perderme de ese momento, quería creer por mientras en la palabra infinitos.

Estabas ahí, y eras.

«Y te juro que desde ese momento, nada me faltaba»

Santiago Montes
Show your support

Clapping shows how much you appreciated A’s story.