DOCTRINA SHOCK

Después de los desastres causados por el huracán Katrina en nueva orleans y de la lentitud con la que se reparo los diques y la red eléctrica, la subasta del sistema educativo de la ciudad se realizo con precisión y velocidad dignos de un operador militar. En menos de diecinueve meses, con la mayoría de los ciudadanos pobres aun exiliados de sus hogares , las escuelas publicas de nueva orleans fueron sustituidas casi en su totalidad por una red de escuelas de gestión privada.
Antes del huracán Katrina la junta estatal se ocupaba de 123 escuelas publicas; después solo quedaban 4. Antes de la tormenta, nueva orleans contaba con siete escuelas de gestión privada, y despues 31. los maestros de la ciudad soleen enorgullecerse de pertenecer a un sindicato fuerte. tras el desastre, los contratos de los trabajadores quedaron hechos pedazos y los 4700 miembros del sindicato fueron despedidos. Algunos de los profesores mas jóvenes volvieron a trabajar para las escuelas de gestión privada con salarios reducidos. La mayoría no recuperaron sus empleos.

Nueva orleans era según The new York times ¨ël principal laboratorio de pruebas de la nación para el incremento de las escuelas de gestión privada, mientras el American Enterprise Institute, un Think tank de inspiración friedmaniana, declaraba entusiasmado que el — Katrina logro en un día lo que los reformadores escolares de Luisiana no pudieron lograr en varios años intentandolo — Mientras, los maestros de escuela, que eran testigos de como el dinero destinado para las victimas de las inundaciones era desviado de su objetivo original y se utilizaba para eliminar de un sistema publico y sustituirlo por otro privado tildaban el plan Friedman de — Atraco a la educacion — 
Estos ataques organizados contra las instituciones y bienes públicos, siempre y después de los acontecimientos de carácter catastrófico, declarándolos al mismo tiempo atractivas oportunidades de mercado, reciben el nombre de: (capitalismo del desastre)
La columna de opinion de Friedman sobre Nueva Orleáns termino siendo su ultima recomendación sobre políticas publicas: murió menos de un año después el 16 de noviembre del 2006, a los noventa y cuatro años. Puede parecer que la privatización del sistema de educación publica de una ciudad norteamericana de tamaño medio fue una preocupación modesta para el hombre considerado economista mas influyente del pasado medio siglo, entre cuyos discípulos cuentan varios presidentes estadounidenses, primeros ministros británicos, oligarcas rusos, ministros de finanzas polacos, dictadores del tercer mundo, secretarios generales del partido comunista chino, directores del Fondo monetario internacional y los últimos tres jefes de la Reserva federal. no obstante, su decidida voluntad de aprovechar la crisis de Nueva Orleans para instaurar una versión fundamentalista del capitalismo también fue un adiós extrañamente adecuado para el profesor de metro cincuenta y ocho y energía sin limites que en el apogeo de sus facultades, de describir como — un predicador a la antigua pronunciando el sermón de los domingos — 
Durante mas de tres decidas, friedman y sus poderosos seguidores habían perfeccionado precisamente la misma estrategia: esperar a que se produjera una crisis de primer orden o de estado SHOCK, y luego vender al mejor postor los pedazos de la red estatal a los agentes privados mientras los ciudadanos aun se recuperaban del trauma, para rápidamente lograr que las r^eformas^^fueran permanentes.
En uno de los ensayos mas influyentes, Friedman articulo el núcleo de la panacea táctica del capitalismo contemporáneo los que denomino doctrina del shock. Observo que solo una crisis — (real o percibida) da lugar a un cambio verdadero. Cuando esa crisis tiene lugar , las acciones que se llevan a cabo dependen de las ideas que flotan en el ambiente. Creo que esa ha de ser nuestra función básica: desarrollar alternativas a las políticas existentes, para mantenerlas vivas y activas hasta que — lo políticamente imposible se vuelve políticamente inevitable — 
Algunas personas almacenan agua y latas en caso de desastres o de un terremoto; los discípulos de Friedman almacenan un montón de ideas de libre mercado. y una vez cada desatada crisis, el profesor de la universidad de Chicago estaba convencido de que era la mayor importancia actuar con rapidez, para imponer los cambios lapida e irreversiblemente, antes de que la sociedad volviera a instalarse en la tiranía del (statu quo). Estimaba que una nueva administración disfruta de 6 a nueve meses para poner en marcha procesos legislativos importantes; si no aprovechan la oportunidad de actuar durante ese periodo concreto, no volverá a disfrutar de una ocasión igual. es una variación del consejo de Maquiavelo según el cual vale mas comunicar de una sola vez las malas noticias y supuso uno de los legados estratégicos mas duraderos de Friedman.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.