LA CARABELA DE CUADERNOS COLÓN

Los cuadernos escolares cargan con materias especificas como matemáticas, ciencias y otras, de tanto ir y venir en bolsones y mochilas, ciertas páginas guardan secretos de alguna atribulada alma; de un año a otro estos cuadernos son condenados a quedar olvidados en armarios y luego víctimas de un nuevo orden que los deposita en ferias de cachureos e inutilidades.
En una cuneta de feria yacen al calor inclemente cuadriculadas paginas que por $50 pueden entregar secretos come este:

“… Me aburrí de intentar ganarle a las cosas, al tiempo, siempre me doblegan; la precariedad me pisa los talones, mi entorno se reduce, pareciera que desciendo por un embudo donde las paredes se estrechan paulatina y silenciosamente. Mucho tiempo hace que deje de pelear, alguna vez pensé que un sólido discurso interno me sostendría o por último que marcaría una diferencia y tampoco es así, lo que hablo es tan invisible como mi persona, lo peor es que arrastro a algunos conmigo convenciendolos que vale la pena, peor que eso, que es correcto. Posiblemente debería considerar que soy un hoyo negro que me trago la luz…”

Un cuaderno fuera de su bolsón, en un año equivocado, a pleno sol, son sólo invisibles y cuadriculadas hojas en una feria cualquiera…

ANTONIA OBIOL Y C:©:2010
GRAFICA: ANDREA SCHULER

pactodeluna.blogspot.cl

Like what you read? Give antonia obiol a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.