Yo soy agnóstico e igualitario.

Creo que todos tienen los mismos derechos, no soy machista ni hembrista, los trato por igual y con el mismo respeto que merecen todos los humanos, si quieres ser un Buda bien por ti, si crees en Jesús bien por ti, si no crees en nada bien por ti, yo no le voy a exigir a nadie que crea igual que yo ni que otro, lo único que voy a solicitar es que tratemos con respeto a todos los demás, porque en el momento en que permitimos que nuestras creencias, dogmas, practicas, dharmas, deseos se interpongan entre nuestra diversidad cultural, es en ese momento es cuando dejamos de vernos como seres humanos, iguales y con las mismas necesidades, sueños, problemas, deseos y empezamos a creer que lo que somos y a quienes creemos pertenecer es mejor o superior a cualquiera de los otros seres vivos que están en nuestro planeta, el cual es solo uno, que debemos de compartir, cuidar, mejorar, estudiar, si empezamos hoy a disfrutar nuestras diferencias, a engrandecer nuestros conocimientos, a estudiar nuestras historias, a compartir quienes somos sin imponernos, entonces el futuro que nos espera puede ser mejor de lo que creemos.

Así que si crees en ti como un ser humano y deseas que el mundo realmente sea mejor, empieza a ver todo lo que es diferente, piensa distinto, viste distinto, actúa distinto, como algo que te pertenece, como ser humano, ya que al final todos solo somos polvo estelar.