Envejecimiento, una etapa normal en la vida, conocela!

Envejecer el vivir, comenzamos a envejecer desde el momento de nacer. Unas células mueren antes que otras y la vida es un continuo nacer y morir. Es muy raro morir por ser viejo; de hecho durante la vida se van acumulando agresiones externas que dañan nuestro organismo, y que desde luego se va a reflejar en nuestro cutis.

Se podría decir que el envejecimiento debe verse como un proceso inevitable de involución y que puede conllevarse con un buen grado de serenidad y conformidad y sin embargo nunca estamos conformes, y todos conocemos los estragos del paso del tiempo pero no los comprendemos o mejor dicho no los aceptamos.

Los tres factores principales del envejecimiento son:

Piel seca:

Gracias a estos estudios sabemos que una piel seca es la consecuencia de que la capacidad de retención de los de los agentes hidratantes se reduzca y que no solo de las reservas de agua sino también de otros elementos como aminoácidos y proteínas lo que provoca una pérdida de estructura de cristal líquido, dando lugar a una piel con menos luminosidad y más apagada.

Oxidación:

En el caso de la oxidación, la desnaturalización molecular es la causa directa. Se trata de un proceso debilitador de la pared celular causado principalmente por los radicales libres que destruyen el colágeno y la elastina haciendo que la epidermis pierda elasticidad y firmeza, de esta manera se reduce también la capacidad de recuperación de la piel y aumentan las líneas de expresión y las arrugas.

Renovación celular lenta:

Por último veamos porqué la piel tarda cada vez más en renovarse. Con el paso del tiempo la renovación celular se hace cada vez más lenta y el tejido epidérmico más fino, así disminuye el espesor del estrato córneo de la epidermis y su principal protección frente agentes externos aumentando su profundidad. Las alteraciones del metabolismo provoca además que la formación y composición celular sea muy irregular dando lugar entre otras cosas a la aparición de manchas y cambios de pigmentación. Cuando la renovación celular se hace más lenta disminuye la cantidad y calidad de las fibras de colágeno y elastina produciendo una disminución en la elasticidad y fuerza así como va disminuyendo la capacidad de renovación de la piel, por lo que aumentan las líneas de expresión y arrugas.

Like what you read? Give Dr. Austreberto Gomez S. a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.