“Un estilo de vida”: Axel Durán

Ir a un gimnasio es una actividad cada día más recurrente en el mundo, pues se buscan maneras de tener más fuerza, un cuerpo tonificado o definido, bajar de peso, o simplemente por salud física y mental.

A partir de las 13:00 horas de lunes a viernes, Axel, de 19 años, se convierte en un instructor del SPORTS Gym, donde pasa ocho horas del día, en lo que él considera su pasión: “es el deporte que me gusta”.

Créditos: Daniel Gabriel

“Me gusta el empeño que se da, la disciplina que se tiene que tener, es muy bonito este deporte, llevo dos años de instructor, me gusta entrenar”, dijo el instructor en entrevista para la FES Acatlán, mientras se dibujaba una gran sonrisa en su rostro, al hablar sobre su motivación por este deporte.

Ubicado en el Boulevard Ignacio Zaragoza, rumbo a la Vía Corta, en Nicolás Romero. Estado de México, el SPORTS Gym recibe a cientos de hombres y mujeres con diferentes desafíos y metas. Sobre esto, Axel comentó: “por lo general las mujeres buscan más bajar de peso, y después tonificar su cuerpo, por lo que los trabajos con ellas son diferentes al de los hombres, que buscan más la fuerza y hacer crecer su cuerpo”. Agrega también que “cada rutina es diferente, depende de las necesidades y del progreso que se vaya obteniendo”.

Créditos: Daniel Gabriel

No todo puede ser miel sobre hojuelas en este oficio, y para el joven instructor existen cuestiones que no le agradan del todo: “a veces la gente es muy difícil, porque la verdad no les gustan ciertos aspectos que se necesitan para este deporte, es muy ignorante (la gente), en cuanto uno los quiere ayudar, les dice lo mejor y a veces ellos como que lo ignoran, eso es lo que me disgusta”.

Axel recordó alguna situación en la que algún cliente se puso difícil: “pasó con una pareja de unos chicos, les comentaba que tenían qué hacer, ellos no querían hacer los ejercicios bien, se lastimaron, hubo bronquillas ahí pensando que fue mi culpa, pero como comentaba, no hacen caso, a las indicaciones que les da uno”.

Créditos: Daniel Gabriel

Con gran decisión y su mirada proyectada, el instructor expresó su deseo por seguir en este ambiente y habló de las metas a futuro que tiene: “lo veo como un estilo de vida, yo quiero ser una persona que compite, internacionalmente me gustaría mucho, y pues yo me veo siendo un ‘pro’, un fisiculturista ya más avanzado ya más profesional”.

“Yo entreno dos horas diarias actualmente, recuerdo que cuando comencé a entrenar me daba pena traer playeras de manga corta, y me ponía suéter o chamarra para verme más fuerte e inflado”, comentó entre risas mientras acomodaba algunas rutinas que había preparado para unos nuevos jóvenes que se inscribieron esa tarde.

Para finalizar, Axel habló sobre el pago que recibe: “pues no es mucho, pero estoy chavo, y me alcanza, posteriormente, espero seguir entrenando y comenzar a tomar algunos cursos para recibir más dinero, o por qué no, abrir mi propio gimnasio”.

“Disciplina y buena alimentación” se oyó decir a los jóvenes que ingresaron por primera vez.

Créditos: Daniel Gabriel

Fragmento de la entrevista:

Like what you read? Give Daniel Gabriel Calderón a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.