El arrivo a Buenos Aires, Part 2

La pregunta más repetida y con menos conocimiento para responderla antes de mi llegada a Buenos Aires era: “¿Y qué es eso a donde vas?, seguidas de: ¡¿Vas solo a pijinear?! ¿Porque te eligieron a vos?

La respuesta a la primera pregunta no es fácil, in fact, nunca la pude contestar durante los meses previos al viaje, no tenia idea cual era mi misión viajar allá. Así que me dedique a definirla como “una conferencia con estudiantes bajo el tema de una conversación entre fronteras” (aunque no tuviera ni idea cual era el objetivo de todo eso). Eso los llevaba a decir “pero solo vas a un paseo todo pagado”; sere sincero, en algún momento comencé a pensar que si, ¿qué puedo yo aportar a la iniciativa del SABF? y la tercera pregunta que tanto hacían, me la comencé a plantear a mi mismo ¿enserio porqué yo?

Los días iban pasando (si supieran lo control freak que soy, tenia mis documentos listos 3 semanas antes del viaje), y un poco tiempo antes crean un grupo de Facebook para que todos los seleccionados y staff comenzáramos a conocernos.

Dejen explicarlo en una sola frase:

“FUCK, DAMN IT”

Comienzo a leer la presentación de tantos estudiantes y jóvenes, de tantos países distintos, gente tan preparada que quede en un estado “¿yo que podré platicar con ellos?” y otra vez el “¿Y yo qué hago aquí?” (Romi diría que necesitaban a alguien que hiciera de bailarín *hacer el ridículo* ). Trate de presentarme lo mejor posible (I did it poorly) y esperar a que saliera de la mejor manera.

Después de dos meses y medio de espera, llego el 3 de agosto, el día del viaje.

  • Maleta llena de postales, comida, snacks y ropa (listo)
  • mi pasaporte y mi carta de vacunación (listo) libros (listos) y
  • una ansiedad tremenda por no saber que esperar (lista desde meses atrás).

Después de una escala en Ciudad de Panamá de 11 horas (en la que por la ventana del avión fui un niño viendo los rascacielos), conocer varios atletas olímpicos; ya que mi puerta de embarque estaba al lado de la de Río, y una comida horrenda en el avión que deshizo todo mi estomago llegue!

Aeropuerto Internacional de Ezeiza

Lo primero y más notorio fue el acento, ¡Cómo poder explicar lo distinto de escuchar a tanta gente con acento argentino!

Después de un paso por migración tan poco emocionante (¿en qué aerolínea viajaste?¿dónde te vas a quedar? véase el “vos” que se usa en todo lugar, como algo normal) y experimentar el congelante frío después de salir de Tegucigalpa donde estaba a 30º. Salí de la terminal y no podía creer que me encontraba en ARGENTINA, en BUENOS AIRES, ARGENTINA.

No puedo explicar lo surrealista de todo eso, pero seguí caminando con mi carrito por todo el aeropuerto, (véase nuevamente que de todo lo preparado que tenía para la llegada, no saque nada) y sigo buscando el ArBus por todo el lugar, llegué subo (después de un primer encuentro con el humor argentino tan característico a través del conductor) y me dispongo a disfrutar del poco WiFi que llega hasta el bus; escucho unas preguntas en inglés al conductor que el no entiende, y me avisa que alguien más del SABF llegó! Primero Simon (Taiwan), Shinelle (Guyana), Nohel (Brazil), Maria Paz (Paraguay)… y comienza a darme cuenta que el SABF esta comenzando; vamos durante el trayecto hablando sobre de donde venimos, que estudiamos, de que fue nuestro ensayo, mientras yo sigo embelesado en los edificios de BA.

ME Just taking pictures of every building, tbh, ’cause every building was cool af

Llegamos a la terminal en Puerto Madero (check, lugar que ya había estudiado previamente) y nos esta esperando Esteban (parte de los colaboradores del SABF) con un pequeño cartel con las letras del foro. Si lo acepto me emocione, ¡comencé a bajar las maletas como loco y a saludar!, después de conocer a Dory por fin (love you Dory) comenzamos a caminar hacia el hotel, Oh Big Surprise, tanto prepare y ¡¡deje olvidado la laptop con el pasaporte dentro del ArBus!!! Soy un desastre lo se. Después de una carrera con Luciana (por la que estaré eternamente agradecido) pasar un boulevard de 6 carriles con el semáforo en verde :), la gente del ArBus avisaron y pudieron recuperar mi bolso (YEAH!).

Selfie por haber perdido el pasaporte a una hora de estar en el país.
Casual representando a Alemania, Argentina, Brazil, Costa Rica, El Salvador, Honduras y Sudáfrica.

Fuimos almorzar a Galería Pacífico (increíble lugar) y tuvimos un pequeño City Tour; el nuestro en inglés, dirigido por Esteban (tu muy bien Esteban) en el que pudimos conocer parte de los landmarks de BA. Para mi lo más especial fue caminar por las calles de la ciudad, tiene un encanto y ese “algo” tan distintivo, solo quería caminar y caminar y caminar absorviendolo todo. Luego de una prueba de la música en un boliche (disco) esperaba escuchar house y electronica, me sorprendí escuchando cumbia toda la noche, SI, CUMBIA (¡¡¡ahora estoy obsesionado con el ritmo!!!), quedaba ir a dormir y comenzar el viernes 5 con el primer día del SABF, pero ¿qué es el SABF?

Next chapter you guys….