¡Feliz cumpleaños, gemelos Pines!🎉😀

Una animación que tiene elementos fantásticos, divertidos, emotivos y que cada personaje tiene al menos un ingrediente que te hace quererlo.

Después de mi “depresión” post-Stranger Things, no sabía que seguir viendo, lo sé hay miles de películas y series geniales las cuales seguir, pero también estoy siendo un poco dramático porque suena bien. Terminé de ver la producción de Netflix en sólo un día, sí, sólo un día, me puse a leer algunas reseñas y textos que hablaban de ella, algunos la alababan, otros les parecía buena a secas y pocos la catalogaban como mala.

Entre todo lo que leí, hubo uno que hizo referencia a la serie Gravity Falls, poniendo a esta animación como superior a Stanger Things, incluso decía que el realizador sí había entendido como hacer un homenaje al cine característico de los 80’s. Mi curiosidad fue tal que decidí buscarla y verla, recordaba que un día casual estaba en el zapping televisivo y me encontré con ella, pero no le tomé mucha atención así que tenía previo conocimiento de su existencia. Mi opción no era verlo en algunos de los canales de Disney, porque seguro iba a mitad de la temporada. La mejor opción era Netflix, para así verla en su idioma original y sí ahí estaba.

Decidí ver un episodio al día, aunque no siempre lo cumplí, la misma serie me atrapaba tan impresionantemente que no podía dejar de verla, lo confieso. Y es que es una animación tan bien construida que cumple con entretener a los niños, a los papás y a cualquiera que la vea. Su humor se maneja en tantos niveles que todo mundo puede entender los chistes, y a la vez, también era una serie de misterio y con una carga muy fuerte de sarcasmo e ironía.

Trailer oficial Gravity Falls. Disney Channel.

Pero de qué va la serie, se preguntarán si es que nunca la han visto. Dipper y Mabel, los gemelos Pines, son mandados por sus padres a pasar sus vacaciones de verano a un pueblo llamado Gravity Falls, ubicado en el estado de Oregon, EEUU. Es ahí donde vive tío abuelo Stanford quien tiene una “Cabaña del Misterio” donde atrae a los turistas curiosos por ver algunas de las criaturas más extrañas que existen en ese lugar. Los gemelos no están del todo contentos de pasar su verano ahí, pero su carácter de aventureros los llevarán a descubrir dónde se originan los misterios que rodean a Gravity Falls con ayuda de un diario que contiene mucha información sobre las criaturas de ese lugar, y también contarán con Soos y Wendy, ambos trabajadores del tío Stan.

Durante ese verano vivirán diferentes aventuras que los llevaran a enfrentarse a gnomos, zombies, monstruos de otras dimensiones, viajeros en el tiempo, fantasmas y más, hasta a un niño llamado Gideon que su único propósito es destruir a los Pines. Mientras luchan por erradicar a todas estas criaturas y encontrar su origen, Dipper y Mabel vivirán males de amores, enfrentarse a la realidad de crecer, lidiar con el carácter que tiene cada uno para socializar con la gente. Por un lado, Mabel es una niña idealista, enamoradiza, que ve un mundo de color rosa, pero con humor bobo que te saca carcajadas en cualquier momento; y Dipper es un chico inteligente, con una capacidad de investigar todo lo que pasa a su alrededor, a diferencia de su hermana, no sabe como expresar sus sentimientos, y él no quiere ser un chico más.

Tal vez suene un poco genérica, pero les aseguro que después de ver el primer episodio se darán cuenta que no es así que ahí están todos los elementos para callar a todos aquellos que dicen “las caricaturas de antes eran mejores, ahora son muy tontas”. Desde el proceso de creación se puede ver que la serie fue bien pensada y es el realizador Alex Hirsch quien definió que su obra solo iba a constar de dos temporadas, abarcando a la perfección el tiempo que dura el verano (cof cof Phines & Ferb cof cof).

En mi opinión, pocas series se toman tan en serio los elementos que caracterizan a un serial, y es mostrarnos ciertas piezas que más adelante serán fundamental en la trama y que estuvieron ahí desde el principio con un propósito claro. A diferencia de muchas producciones que olvidan estos detalles y al final buscan hilarlos de alguna forma tan extraña que no se ve orgánica al producto. Podrán pensar que exagero, pero en cada episodio hay una serie de códigos a descifrar que buscan dar respuesta a los diferentes misterios que plantea la misma historia. Esto me habla a mi de que el realizador sabía a donde quería llegar.

Una animación que tiene elementos fantásticos, divertidos, emotivos y que cada personaje tiene al menos un ingrediente que te hace quererlo. Durante este viaje los gemelos van a encontrar más que aventuras, van a encontrarse con una familia que nunca podrán, ni tampoco como televidentes podremos olvidar.

Además de todo lo ya escrito, la serie cuenta con un opening estupendo, porque muestra que la serie está llena de misterios y además en pocos segundos revela un poco de la personalidad de cada personaje, aquí la dejo para que la vean:

Opening Gravity Falls. Disney Channel.

Hoy 31 de agosto como lo dicta la serie es un cumpleaños más de los hermanos Dipper. Así que no me queda más que felicitarles, aunque sean una animación, y agradecerles por regalarme muchos momentos de carcajadas, también de miedo, de soltar un par de lágrimas, pero sobre todo de ser parte de un fenómeno televisivo del cual me siento muy contento de ser parte. Gracias Disney, gracias Alex.

Espero que estás líneas los hagan buscar esta animación y la disfruten tanto como yo lo hice.

P.D. 🙈 No paré de llorar en los minutos finales de su último episodio, para que vean cuánto la disfrute de principio a fin que no le quería decir adiós.

Poster oficial de Gravity Falls para la Comic-Con. Disney Channel.

Sígueme en Twitter e Instagram.