Iniciativa Chirapaq Ñan

Triptico


La Iniciativa Chirapaq Ñan, o Ruta del Arcoiris, es una red de microcentros de alta diversidad de papas nativas para el monitoreo sistemático del estado de conservación de las variedades a lo largo del tiempo y en su ambiente natural (in-situ).

¿En qué trabaja la iniciativa?

La documentación y el monitoreo de la diversidad de especies y variedades de papa en los microcentros.

La generación de evidencia científica cuantitativa sobre el estado de conservación in-situ y de vulnerabilidad de la agrobiodiversidad de papa.

La vinculación del conocimiento local a la educación formal, involucrando activamente a la juventud y a las escuelas rurales.

Implementación de los derechos del agricultor y el reconocimiento de las familias custodias que manejan una gran diversidad.

Investigación científica de los beneficios que conlleva la agrobiodiversidad, incluyendo seguridad nutricional, resiliencia, evolución y prestigio social.

¿Cómo se define un microcentro?

Un microcentro es un espacio geográfico donde en la actualidad es posible encontrar una diversidad muy alta y única de variedades nativas. Los diferentes microcentros se complementan entre sí por albergar una diversidad distinta.

Para su selección e inclusión en la Iniciativa Chirapaq Ñan, se toma en cuenta:

  • Rango de distribución de especies cultivadas
  • Grado de endemismo de variedades
  • Distancia geográfica entre microcentros
  • Diversidad lingüística y cultural en y entre microcentros
  • Interés local y presencia de socios nacionales que asuman liderazgo
  • Presencia de factores de amenaza sobre la conservación

¿Cómo se organiza la implementación?

En cada microcentro, se forma un consorcio que puede estar integrado por municipios, universidades, ONGs, programas nacionales de investigación, entre otros. Los consorcios locales a nivel de cada microcentro son liderados por una institución nacional. El CIP asume y facilita la coordinación regional buscando así la estandarización de los métodos e indicadores de monitoreo más el intercambio de experiencias entre los microcentros de los diferentes países.

© Jean-Louis Gonterre


¿Dónde trabaja la iniciativa? (ver mapa)

La iniciativa incluye el altiplano boliviano-peruano, como centro de domesticación de papas amargas; el centro del Perú, como cuna de la papa amarilla; el sur de Chile, donde se ha originado el grupo Chilotanum; y el norte de los Andes, donde se localiza una diversidad importante del grupo Phureja.

Próximos microcentros
Argentina: provincia de Jujuy.
Colombia: departamento de Nariño.Ecuador: región Centro.
Bolivia: zona centro — sur de los Andes.
Perú: departamento de Huánuco.

Microcentros definidos
Microcentro Altiplano, Bolivia: transecto Puerto Pérez — Omasuyos -Cordillera Real (La Paz).
Microcentro Chiloé, Chile: Isla Chiloé (Región de los Lagos).
Microcentro Huancavelica, Perú: distritos de Yauli-Paucará (Huancavelica).
Microcentro Apurímac, Perú: distrito de Haquira (Apurímac).

¿Por qué es importante la conservación in-situ?

  • En su hábitat natural — sociocultural la papa sigue evolucionando, proceso que facilita la generación de nuevos atributos requeridos para el futuro y una adaptación “darwinista” a los procesos de cambio.
  • Alrededor de la diversidad existe un gran patrimonio de conocimientos, costumbres y tradiciones que sólo se pueden conservar a través de la práctica cotidiana de los agricultores.
  • Existen muchas variedades que sólo se conservan in-situ y no en los bancos de genes. Básicamente los pequeños agricultores las custodian.
  • La conservación in-situ es parte de las estrategias de vida de los pequeños agricultores porque con ello se logra diversificar la producción, el consumo, las ventas y los lazos sociales.
  • Existe una preocupación mundial sobre la conservación de la agrobiodiversidad y su disponibilidad para las generaciones futuras ante la globalización y cambios sociales-ambientales.

¿Qué beneficios trae?

La iniciativa generará beneficios muy específicos para diferentes sectores: agricultores, científicos y políticos, como por ejemplo:

  • Un sistema sólido de monitoreo y alerta temprana sobre la conservación de especies y variedades.
  • Acceso de los agricultores custodios a información, soporte técnico, seguro campesino y/o otros beneficios, dependiendo de la localidad.
  • Reconocimiento de las familias custodias, las comunidades y los microcentros, así como intercambio de experiencias entre ellos.
  • Evidencia científica sobre el estado de conservación de la diversidad de la papa cultivada y los factores que determinan su enriquecimiento y/o pérdida.

¿Quiénes participan en la iniciativa?

  • Comunidades campesinas, municipalidades, gobiernos regionales y familias de agricultores
  • Instituto Nacional de Innovación Agraria (INIA), Perú
  • Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), Chile
  • Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (INIAF), Bolivia
  • Fundación PROINPA, Bolivia
  • Universidad Nacional de Huancavelica (UNH), Perú
  • Universidad Austral de Chile (UACh), Chile
  • Programa de Desarrollo Local (PRODESAL), Chile
  • Grupo Yanapai, Perú
  • Centro Andino de Educación y Promoción JMA (CADEP), Perú
  • Instituto de Investigación para el Desarrollo (IRD), Bolivia
  • Centro de Educación y Tecnología (CET), Chile
  • Centro Internacional de la Papa (CIP)
  • Programa de Investigación de CGIAR sobre Raíces, Tubérculos y Banano (RTB)

© Jean-Louis Gonterre