Discurso inaugural del Poliforum Cultural Mexiac

Inauguración del Poliforum Cultural Mexiac

El privilegio de la luz tropical de Colima ha enamorado a muchos de los mejores artistas plásticos del país. Pero, como lo sabe el gobernador del Estado, José Ignacio Peralta Sánchez, en Colima no hay mejor luz que la energía de nuestros ciudadanos, ni mayor fortaleza que la unidad de los colimenses trabajando para superar, unidos y de manera cotidiana, los retos más complejos y apremiantes de nuestra realidad.

Gobernador, muchas gracias por acompañarnos esta noche, y por asumir el liderazgo que nos orienta a los colimenses en este periodo. Gracias a la presencia de obras artísticas y culturales como la de Adolfo Mexiac que inciden en la historia social de nuestro país, sabemos que el crecimiento social es posible en los momentos críticos, si la ciudadanía se suma a los esfuerzos creativos que buscan el progreso común.

Su presencia Gobernador, ratifica el compromiso para que el fomento artístico y cultural alcance a toda la sociedad. La historia de Colima también ha brillado en sus mejores momentos, cuando el fomento de la cultura ha sido democrático, plural y transparente, como nos ha instruido desde el inicio de su administración.

También nos ha pedido redoblar esfuerzos para lograr la armonía, la paz y el progreso que siempre ha distinguido a nuestro estado. Por eso agradezco la presencia del diputado Federico Rangel, de la Legislatura del Congreso del Estado de Colima; del maestro Héctor Insúa García, presidente del Ayuntamiento de Colima; del diputado federal, Enrique Rojas; del profesor Arnoldo Ochoa González, secretario General de Gobierno; del secretario de Infraestructura y Desarrollo Urbano, Jesús Sánchez Romo; del secretario de Educación, Óscar Javier Hernández Rosas; y del delegado federal de la Secretaría de Educación Pública, Miguel Ángel Aguayo López.

La vigorosa representación de nuestras políticas en cada uno de ustedes, estimula al arte y la cultura de nuestra sociedad.

Muchas gracias, sinceramente, maestro Adolfo Mexiac, porque con su obra honramos lo más sublime de la identidad de los colimenses, que siempre será lo más trascendente en nuestra aspiración como ciudadanos. Su obra plástica y visual, comprometida con el bien común, prolífica y apasionada en su vocación social, motiva a que las instituciones trabajen en generar mejores condiciones sociales para toda la ciudadanía.

En la Secretaría de Cultura, honramos esa identidad, inspirados por la fuerza plástica y política de artistas como usted, convencidos en compartir sus mejores virtudes.. En estos días que Colima le ha festinado con sendos homenajes, los colimenses también nos sentimos conmovidos por el interés que han expresado usted y la artista Patricia Salas, porque su trabajo se quede entre nosotros, renovemos el entusiasmo en la difusión de su obra plástica y visual, y ampliemos su acervo con la inauguración de este Poliforum Cultural Adolfo Mexiac, que hoy entrega el Gobierno del Estado a nuestros ciudadanos.

En lo personal, mucho le debo a artistas que, como usted, saben compartir su capacidad creativa por el bien de la sociedad. Porque trabajan conmocionados por la realidad, a la que acechan con el afán de transformarla. También debemos agradecer al secretario general de Gobierno, Arnoldo Ochoa González, y al delegado de la Secretaría de Educación Pública, Miguel Ángel Aguayo López, quienes, en sus respectivos periodos legislativos, contribuyeron con la gestión de los recursos federales para el desarrollo y la construcción de este Poliforum, que ya es fundamental en la cultura colimense y en el paisaje urbano de nuestra capital.

Gobernador, gracias a la suma de estos esfuerzos, los funcionarios públicos de todos los niveles de gobierno, cumplimos con una de las políticas que distinguen su administración, y que coinciden poderosamente con la vocación artística del maestro Adolfo Mexiac: los servidores que acompañan su gobierno, no venimos a administrar problemas, sino a transformar la realidad en beneficio de la ciudadanía.