El merchandising emocional.

Desde hace años se a ido ocupando las emociones para la venta de productos, incendiando nuestros deseos de obtenerlos, vendiéndonos el enganche de que si lo optenemos podremos ser felices, amados, o llegar al éxito. Está técnica a sido ampliamente ocupada y masificada, y pienso que a cada día más nos unde como sociedad, ya que arrebata nuestras emociones, engañadonos solo para llenarnos de objetos que aveces, ni siquiera necesitamos. Todo esto se refleja en lo que somos como sociedad ( corrupción, mentira, robos) todo aquello que detestamos a la vista y paciencia, peor aun lo aceptamos. Pero aunque internamente nos digamos que jamás aceptaríamos aquello, lo hacemos al a aceptar el merchandising emocional, que prácticamente nos vende a nosotros mismos como productos ante grandes consorcios, que están por sobre todos los problemas sociales, que quizás con sus pequeñas fortunas, pueden manejar gobiernos y medios comunicacionales. Nose aveces me decepciono mucho de todo lo que hemos retrocedido como persona.

Like what you read? Give Diego Aliaga a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.