Godin / Emprendedor - ¿En que momento dejar tu trabajo y emprender?

Tengo 27 años y hoy me encuentro con la 2nda oportunidad de “emprender”. De hecho es curioso porque conduzco un programa TV para emprendedores: “Lanzamiento 750” https://goo.gl/sVx6g8 y aún estando inmerso en el ecosistema emprendedor (startupweekend, fuckupnigths, startup méxico,etc.) me resulta difícil la decisión de crear espectáculos con arte y tecnología, o trabajar para una productora de entretenimiento en vivo.

A continuación los factores que me hacen dudar sobre que camino elegir:

Miedo: Fracasar como con mi primera startup (Piniata: empresa de entretenimiento/flashmobs) En resumen, durante un año tuvimos solo 2 clientes y los gastos de operación se acabaron la inversión semilla. (cabe aclarar que esa inversión fue de mi propio bolsillo vendiendo mi carro para cumplir mi sueño, según yo.
Confusión: Es cierto que ha cambiado la percepción para con nosotros los jóvenes. Ya no es negativo que te vean “chavo” al contrario, ahora representamos ideas frescas y posibilidades infinitas, sin embargo, la saturación de “la cultura emprendedora” puede ser un arma de doble filo. Silicon Valley es un icono de emprendimiento en todo el globo, pero si crees que obtendrás en México los mismos resultados que tienen allá, estas muy equivocado, ya que los factores de cada region son completamente distintos. Ejemplo: el suicidio de una startupera en New York: http://goo.gl/75j2uD
Huevonería: No me siento orgulloso de esto, pero confieso que me coquetea la misma frase de lo que dijo Salma Hayek en esta banal pero ilustrativa historia: http://goo.gl/UJ4jMx
Ego: “Ser millonario antes de los 27 años” estaba escrito en mi bucket list. Y para algunos como Evan Spiegel(snapchat), Mark Zuckerberg (facebook) o Palmer Luckey (oculus rift) no es ningún sueño. Nuevamente, siendo honestos, me provoca frustración no estar en su misma situación y acto seguido viene una voz interna que me dice: “Sí quieres ser millonario tienes que empezar ya, y la única forma de lograrlo es siendo tu propio jefe”.

Por lo anterior y muchas otras cosas, es difícil aceptar que tengo que conseguir un trabajo. 1ero para comer y pagar todos mis gastos y 2ndo para APRENDER del show business para después crear la tan esperada empresa de espectáculos.

Desde pequeño supe que quería crear “los espectáculos del futuro”, pero el camino que había seguido no tenía nada que ver con esta industria. De hecho pasé por varias industrias: desde Coaching Ontológico, Consultora de IT, hasta LEDS; y enderece un poco el camino cuando brinque a un estudio transmedia (muv)en donde mezclan arte y tecnología a manera de agencia de publicidad.

Después de 7 años de tener trabajos que no se alineaban con mi visión y algunos intentos de emprendimiento, decidí trabajar en una productora de entretenimiento en vivo para aprender y con esa experiencia crear por fin los espectáculos del futuro.

Llegar a esta conclusión ha sido un proceso tortuoso y muchas veces deprimente. Renuncié a mi último trabajo para tomarme un tiempo y definir que es lo siguiente que iba a hacer con mi vida. He pensado mil cosas, he sentido mil cosas pero hasta que dejas que fluyan las cosas, entonces tú empiezas a fluir. La clave está en aceptar SER PACIENTE.

Estas letras hablan de mi historia pero tengo la egoísta intención de que esto nos ayude, a mí y a unos cuantos, a quitarnos miedos y pajas mentales para disfrutar y con suerte lograr innovar.
One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.