No te amo, hermosa.

No te amo, hermosa. Amo tomar cerveza contigo. Amo fumar cannabis juntos. Amo cuando te vuelves loca y bailamos toda la noche y le mientes a tu madre y no le contestas el celular a tu novio. Amo encontrarte en las fiestas y saber que nuestros cuerpos se fundiran juntos esa noche. Amo cuando nos vamos a los baños a divertirnos un poco y nos tocan la puerta y no les abrimos. Amo cuando me mandas mensajes sexosos. Amo tu cuerpo. Amo cuando te sientas en mi cara. Amo morderte la entrepierna. Amo apretarte los glúteos mientras te lamo los huesitos de la cadera. Amo hacerte las bragas a un lado y deslizar mis dedos entre tus piernas mientras te observo y dices que quieres sentirme dentro. Amo como te retuerces tan frenéticamente y me dices que te sientes amada. Amo que me arañes la espalda. Amo que no me pidas acompañarte a tu casa. Amo despertar satisfecho a tu lado los Domingos y darme cuenta de que tú tambien estás satisfecha. Pero no me digas que vas a dejar a tu novio porque quieres andar conmigo. Porque yo no quiero. No te amo, hermosa. Tampoco te quiero. La verdad es que a la gente hoy en día no la tomo en serio.

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.