“La mente, nuestra mejor aliada para cambiar nuestra vida”


Seguro ya has oído hablar sobre el poder de la mente en algún momento de la vida, y es que creas o no en ello, existe; lo comprendas o no, está ahí. Y es una de las tantas formas de cambiar nuestra vida.

Entender que nuestra mente posee un gran poder no es fácil de asimilarlo, pero basta con saber que nuestro cerebro emite ondas o carga energética (como deseen llamarlo), que estos a su vez son liberados a través de nuestros pensamientos, y teniendo en cuenta que el ser humano tiene aproximadamente unos 60.000 pensamientos por día y que el 80% de estos son negativos, podemos decir que la carga negativa que liberamos al universo es bastante alta. Nos demos cuenta o no siempre estamos pensando de forma negativa a diario, y es aquí donde radica la mayor parte de los problemas que tenemos en nuestra vida, ya sea en el aspecto familiar, laboral, social o en el que sea.

Y es que cuando estamos en modo negativo constantemente a nivel de pensamientos, esto hace que atraigamos hacia nosotros más de lo mismo, y mientras eso no cambie en nosotros los problemas y malos momentos seguirán ahí y consecuentemente vendrán más y más a consecuencia de nuestra mala disposición. El ser humano se está convirtiendo de a poco en una máquina o ser automatizado, olvidándose de que es capaz de cambiar las cosas que lo rodean mediante varias maneras, y una de esas tantas formas es cambiando de chip y empezando a reprogramar nuestros pensamientos y si se quiere porque no decir el cerebro además también.

Se dice que lo semejante atrae a lo semejante, entonces usemos esto a nuestro favor, usémoslo como una de las soluciones a nuestros inconvenientes y preocupaciones, como lo haremos, comenzando a cambiar lo negativo por lo positivo; iniciemos diariamente nuestros días con pensamientos de positividad, de agradecimiento, de gozo, de plenitud, para que estos luego sean transmitidos al universo y para que éste a su vez nos devuelva con lo mismo pero multiplicado por mil. Nuestro gran aliado sin lugar a dudas son nuestros pensamientos, y es por ello que debemos usarlos en conjunto con la ley de atracción, para que empecemos a ver grandes resultados en nuestras vidas, y es que esta ley trabaja en función a nosotros porque nos da todo aquello que recibe de parte nuestra.

Para entender más sobre esta ley, vayamos a lo que dice Abraham-Hicks acerca de la ley de la atracción:

“La ley de la atracción es tan poderosa, que es realmente la única ley universal en la cual vale la pena poner mayor énfasis, porque todo en este planeta sucede de acuerdo a la ley de la atracción. Ella observa las vibraciones que son iguales y entonces las junta, en otras palabras su función es juntar los pensamientos y objetos que ofrecen ratas vibratorias de las mismas magnitudes y frecuencias e inevitablemente las atrae.

Cuando tienes algún pensamiento, este ofrece y envía una determinada vibración que a su vez atraerá lo similar al mismo. (es decir si tus pensamientos son optimistas y puros, atraerás gente y circunstancias de la misma frecuencia y viceversa en el caso contrario), la ley de la atracción trabaja únicamente como inclusión. En otras palabras, no existe ninguna ley denominada “ley de la exclusión” ni tampoco “ley de no quiero esto” o “Ley de aléjate de mi vida” y eso significa que a cualquier cosa que le prestas atención, lo estás INCLUYENDO en tu vida.”

Que explicación más precisa que la que acabamos de leer para entender que nuestros pensamientos atraen a nuestra vida todo lo que nos rodea, lo que nos sucede, todo pero todo! Ahora que ya sabemos que es lo que debemos hacer, pongámoslo en práctica para que todo empiece a cambiar, solo depende de cada uno de nosotros.