Ensalada de escarola con vinagreta balsámica de frutos desecados y aceite de Segorbe

La primera receta que os traigo es muy sencilla y de poca dificultad, una receta de una de las ensaladas que, junto con un producto tan de nuestra zona como la escarola, fusiono con sabores de productos más comunes de la zonas de América del Sur como el coco, papaya, piña,… La elección de la escarola para esta receta es simple, buscamos un contraste de sabor con frutos dulces y un punto fresco que al mismo tiempo sea amargo, la escarola y endivia son fantásticas para generar estos contrastes que me resultan tan simpáticos. ¡Vamos por a la receta!

Ingredientes para 6 personas:

1 Escarola

1 Fuente de agua con hielo

Chips de plátano dulce de 2 plátanos.

2 Láminas piña desecada

½ Coco desecado

1 Papaya desecada

20 Pasas

Azúcar moreno

Aceite de oliva virgen extra de Segorbe

Sal en escamas

Sal fina

Miel de azahar Vinagre balsámico (Al Gusto)

Preparación

Para la escarola: Como recomendación y para aquellos que todavía no conocen esta verdura deciros que la escarola contiene una alta cantidad de agua y su conservación siempre será mejor fuera de bolsas o envases que no la dejen respirar. En un bol o fuente honda pondremos agua fría, hielo y sal fina. Cortamos las hojas de escarola máximo de 3 cortes por hoja, (nos interesa que nos queden bocados que llenen nuestra boca) e introducimos en el agua con hielo y dejamos hasta el momento de la presentación de la ensalada, de esta forma eliminaremos un poco su gusto amargo y mantendremos a una temperatura muy fresca.

Para los Chips de plátano dulce: Aunque los podemos encontrar ya preparados en muchas tiendas especializadas de Valencia para los chips es preferible usar plátano macho por su tamaño, sabor y textura aunque, el plátano de Canarias también es muy rico para ello, no nos olvidemos de él. Si decidimos hacer las chips de plátano en casa, cortamos finas rebanadas de plátano y las vamos colocando en la bandeja de horno sobre papel para hornear.

Una vez colocadas todas las rebanadas espolvoreamos con un poquito de azúcar moreno y las introducimos dentro del horno el cual ya tendremos precalentado a 180º durante 10 minutos. Pasados los 10 minutos sacaremos las chips, damos la vuelta y volvemos a espolvorear con el azúcar moreno y para adentro de nuevo unos 10–15 minutos más para acabar de secar bien el plátano, cuando las tengamos, sacamos del horno y reservamos.

En países de América del Sur se hornean con la bandeja o papel de horno untada con aceite de coco, el cual aporta más nutrientes, vitaminas e hidratación a las chips de plátano.

Para la vinagreta de frutos dulces: Picamos en pequeños dados la piña, el coco y la papaya. En un mortero introduciremos las chips de plátano ya frías y añadiremos una pizca de sal fina y un chorrito de aceite de oliva virgen extra junto un chorrito de vinagre balsámico. Introducimos el picadillo de frutos desecados y machacamos las chips con cuidado de no romper los dados de los frutos y vamos removiendo para que los sabores se vayan uniendo al aceite y vinagre. Una vez bien removido, le añadiremos unas pasas y reservamos.

Presentación

En una fuente preferiblemente blanca o negra larga, extendemos las hojas de escarola bien escurridas, podemos dar forma de línea e ir montando más capas para dar sensación de altura en el plato, también podemos ayudarnos de un molde redondo el cual nos ayudará a crear una ensalada de forma más redondeada, una vez colocadas todas las hojas y con ayuda de una cuchara iremos vertiendo la vinagreta por encima de la ensalada la vinagreta, rociamos la ensalada con el aceite virgen extra de Segorbe y una chorrito de miel de azahar y añadiremos las escamas de sal. ¡Listo! Ya tenemos nuestra ensalada lista para disfrutar y sorprender a los nuestros.

Estoy seguro de que el conjunto de sabores y texturas os hará vivir a todos una experiencia diferente disfrutando de algo tan sencillo y natural como es una ensalada. ¡Hasta la próxima!

Faus Arroyo | @FausArroyo | Cocinillas 2.0 y Chef del Restaurante Mosset en Meliana (@elmosset), amante de la gastronomía y las nuevas tecnologías

A single golf clap? Or a long standing ovation?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.