Alberto y Alonso I

Cuentos de Ciudad

Alberto llegaría en pocos minutos a la casa sin ningún motivo importante, tan sólo para compartir un poco como todos los viernes. Era un ritual eterno en los que se reunían escondidas de sus parejas y de la mayoría de los amigos.

Alberto, de veinticinco años, trabajaba en un reconocido centro cultural en el sector oriente de la ciudad, y a pesar de su corta edad ya era jefe de su departamento.

Algunos años antes, cuatro para ser precisos, había conocido en una fiesta universitaria a Alonso, un estudiante de Astronomía que en ese entonces tenía diecinueve años.

Cuando llegó le dijo:

-Alberto, ¿te imaginas que todo lo que ha pasado entre nosotros no sea más que un sueño?

-Sería extraño. ¿Te gustaría que así fuese? Que todo sea un sueño de una noche. -respondió Alberto mientras deslizaba una pequeña sonrisa.

-No sé, yo creo que todo esto ha sido más bien una pesadilla. -dijo Alonso sin percatar lo que realmente significaba para su amigo esa corta frase.

-¿Una pesadilla? -balbuceó con incredulidad. -¿Y adónde regresarías? ¿Cuál sería esa noche? -continuó.

-Creo que a un día antes de que metiera contigo.

-Pero en ese momento estabas con Andrés… -respondió con voz entrecortada.

-Sí, por eso, despertaría a su lado y lo abrazaría como nunca antes lo había hecho, sin culpa ni ganas de ti.

Show your support

Clapping shows how much you appreciated Fernán Varas’s story.