Diseño para el futuro de un país

La innovación en España es necesaria. El origen de esta necesidad radica en en el ‘alma’ misma de la sociedad: la cultura occidental en la que estamos bañados, nuestra cultura, promueve y enaltece lo novedoso: el cambio.

Se puede constatar como en nuestro día a día, se valora más lo que está por llegar que lo antiguo o pasado; como cada año, los productos que se nos ofrecen han de ser (ligeramente) distintos para resultar apetecibles y las palabras “cambio” y “mejor” están atadas a cualquier slogan o propuesta publicitaria digna de valoración.

El cambio permanente no es inherentemente positivo, pero en nuestra cultura es imposible resistirlo porque fluye por sus venas.

Innovar no es sino, ser consciente de esta realidad de cambio permanente en la que nos hayamos sumergidos y reaccionar en consecuencia. La innovación se puede entender como un método, un proceso de respuesta al cambio permanente que nos rodea.

Es por ello que, así entendida la innovación, no es buena o mala per sé, es una herramienta al servicio de un propósito, se puede innovar para dirigirnos a un mundo más justo o para respetar y equilibrar el impacto en la naturaleza.

El diseñador es un profesional de la innovación. Los diseñadores, entendiendo la palabra de manera amplia y englobando a diseñadores de negocios, diseñadores de servicios, industriales, gráficos, multimedia, de moda etc. son perfiles que atienden a la resolución de problemas humanos ya sea en entornos económicos o sociales.

El del diseñador es un perfil que se siente cómodo abordando los problemas que trae el cambio, está habituado a vivir en la incertidumbre de no tener un camino claro, y actúa (por formación) de manera innovadora: genera ideas que tienen en cuenta el contexto y dan respuesta a los retos que el entorno y las personas le plantean.

¿Entienden esto nuestros políticos? en la Comunidad Valenciana, en el programa del Partido Popular del pasado año, la única mención del diseño en las 633 propuestas aparece en la frase:

“Crearemos la Universidad de las Artes centrada en la Música, las Artes Escénicas, las Artes Plásticas y el Diseño, para aglutinar en una iniciativa única en España todas las enseñanzas artísticas en la Comunitat Valenciana”

Para el PP valenciano, ‘diseño’ es una ‘enseñanza artística’.

Si crees que promover la investigación, la innovación y el diseño forma parte del futuro de este país, piensa con tu voto.