Creo que hay más interrogantes aún que respuestas. Por ejemplo:
abrahambenm
1

Sí, abrahambenm, partimos del hecho de que las condiciones de ETECSA en Cuba no son ni remotamente parecidas a la norma de las compañías de telecomunicaciones en el mundo. Ni el servicio, ni la relación del precio con los ingresos del usuario. Eso es conocido, y no sólo con el tema Internet, sino con la telefonía móvil también. Pero la gente en Cuba ha demostrado querer conectarse a la red, así como en otro momento demostró querer tener un teléfono móvil, a pesar de los excesivos precios. Prueba de ello son las zonas WiFi Nauta que, siendo un fenómeno sumamente peculiar y no la forma más cómoda de estar conectado, siguen siempre llenas. Sólo por ese interés, vale la pena que la gente sepa cómo (si de casualidad puede y le interesa costearlo) podría tener acceso a la red desde casa sin que sea a través de un centro laboral u otro tipo de excepciones.

Respondiendo a otra de tus preguntas, me atrevería a decir que desde Nauta Hogar se podrán acceder a exactamente los mismos sitios que están disponibles desde los otros servicios de navegación de ETECSA: las salas y las WiFi Nauta. Y sobre la calidad de la navegación, como dices, no alcanza los estándares de compañías de otros países y faltaría conocer las experiencias de usuarios en activo para saber si pueden ocurrir pérdidas de paquetes u otras deficiencias técnicas.

Sólo puedo agregar a ese respecto que funcionarios de ETECSA han explicado en la televisión cubana que se podrá monitorear la velocidad de la navegación a través del Portal Nauta (interfaz que centraliza el proceso en las WiFi´s y en el Hogar) y que para realizar videollamadas (uno de los mayores intereses de los cubanos que se conectan a Internet) sería suficiente contratar el paquete más pequeño, de 1 megabit. Una vez más, la experiencia de los clientes dirá.

Espero hayan sido en algo útiles tanto el post como esta respuesta.

Like what you read? Give Gabriela M. Fernández a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.