Google Classroom, más que una alternativa

Google Classroom se está convirtiendo en uno de los principales Sistemas de Gestión de Aprendizaje (LMS). Su continua evolución así como su máxima compatibilidad con las herramientas de Google Apps for Education hacen prever que la proyección de esta herramienta será muy importante.

En nuestro Centro la estamos trabajando desde practicamente su nacimiento, allá por junio del 2014 y la hemos utilizado en diferentes aulas como prueba piloto. El resultado está siendo muy satisfactorio, tanto para el alumnado, como para el profesorado. Su uso intuitivo, su sencillez y su continuo estado de mejora y desarrollo hacen de Classroom una herramienta muy útil en el aula y con unas grandes capacidades a futuro.

El hecho de que Google esté detrás de todo este desarrollo no deja de ser una ventaja que le destaca frente a otros competidores, ya que lejos de ser una aplicación comercial, carece del peligro y lamentable final que han sufrido algunas de sus aplicaciones, como por ejemplo sucedió con Google Reader.

Desde mi punto de vista, una aplicación muy recomendable que seguiremos estudiando y probando, aportando las ideas que nos vayan pareciendo óptimas para una mejora continua de su funcionamiento.