“Quiero hacer un proyecto de TICs”

Las TICs como palabra comodín

Las TICs se definen como Tecnologías de la Información y Comunicación, y han entrado en el lenguaje coloquial como una palabra comodín que se aplica a muchos contextos. Políticos prometen promover las TICs, colegios incluir las TICs en su enseñanza, empresas invierten en TICs porque les permite innovar. Teniendo tantos actores dedicándose a tan variadas actividades, claramente cada uno habla de cosas diferentes.

Algunos casos de éxito (y fracaso) de las “TICs”

Como toda tecnología, las TICs evolucionan, mueren, nace, se reusan dependiendo de los contextos culturales y científicos. Vemos que el uso de twitter en la Primavera Árabe produjo cambios políticos en el medio oriente no siempre para bien, la elección 2008 Obama y su enfoque en las redes sociales potenció una base política ya existente en EEUU, el programa OLCP (Una laptop para cada niño) que hace 9 años prometía cambiar la educación dándole a cada niño una laptop ha fracasado, desactualizado técnicamente y dependiente de grandes financiamientos públicos, nunca terminó de calar en los sistema educativo de los países que lo pidieron (como Uruguay, Perú y Ruanda).

Disrupción de la tecnología, negocios cada vez menos centralizadas y diversas

Vivimos en un momento de disrupción de las nuevas tecnologías. Por ejemplo, grandes compañías telefónicas reducen sus ganancias debido a aplicaciones que usan la internet para hacer llamadas o mensajes; Uber desafía la industrias de transporte privado y AirBnb a la industria hotelera al eliminar la intermediación y conectar a través de una app a la oferta y a demanda. El Bitcoin, y otras monedas electrónicas, están fuera del control de los Bancos Centrales, atacando el monopolio del dinero. Vivimos en una época donde todos los servicios y productos pueden convertirse en comodities.

¿De dónde viene esta veneración por las soluciones todo-en-uno?

De la vieja comunicación masiva (TV, radio, prensa, discográficas) que se basa en la producción de contenidos masivos, estándares, simples que permitan llegar a la mayor cantidad de consumidores, pero donde se gana en acceso se pierde en comprensión del mensaje.

Las nuevas tecnologías tienen mucho menos de mensajes estándares, promueven la diversidad de fuentes, núcleos temáticos específicos, rapidez en la información, inversiones mínimas y audiencias transversales no limitadas a que tenga esté en la zona de cobertura de la TV o de la radio, nacionalidad, género, divisiones institucionales del sistema educativo u otras limitaciones de la comunicación/educación masiva condicionada.

¿Cuando se habla de promover las TICs en el sistema educativo de qué estamos hablando?

Es una mezcla entre mayor inversión en infraestructura, programas especializados para enseñanza de cursos, programas de capacitación para los profesores, talleres de robótica y/o programación. Sin embargo, sin TICs estas áreas ya son en sí un problema para el sistema educativo que necesitan ser abordados. Las TICs por si solas no pueden reemplazar la falencia en la capacitación de los profesores, o reducir la brecha en infraestructura, o aumentar la comprensión lectora o matemática.

He visto tantas veces, gente muy bien intencionada querer desarrollar proyectos de TICs en sus aulas, colegios o empresas. Tanta buena onda y deseos de cambiar, se pierde por no tener los conceptos claros.

¿Qué no hacer cuando quieras hacer un proyecto?

  1. Salirte de lo que sabes hacer bien.
  2. Ingresar en las áreas de desarrollo de software y hardware específicos para una área. Hay miles de competidores en el mundo con más requisitos y experiencia, con clientes y insertados en una cadena de producción. En el Perú tenemos un déficit de técnicos, por ejemplo en desarrollo para Android o iOS.
  3. Reducir la promoción a las “TICs” a clases de enseñanza con horarios y enfocado a cumplir con un cronograma de temas.

¿Qué sí hacer ?

  1. Desarrollar espacios de desarrollo basado en la tecnología que hay a la mano para dar solución a problemas reales que te afectan directamente. No hay nada mejor que un espacio donde un grupo de personas inteligentes y entusiasmadas se sientan para buscar soluciones.
  2. Tener un spacio con conectividad a internet abierto al público buena. El internet lento es el peor enemigo.
  3. Contáctate con Universidades, o institutos que tengan tu misma visión, busca formar un equipo multidisciplinario.
  4. Mejora tus procesos de gestión de proyectos. Un consejo, dale una mirada a Trello y al método Kanban
  5. Atento a los fondos concursables para desarrollar tus iniciativas.
Like what you read? Give Gerald Salazar a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.