5 Enemigos del Emprendimiento

Bien intencionadas, ingenuas y paradójicas. Así es como califico las preguntas que aluden a la originalidad de un producto. Cuestionar la originalidad, es uno de los pensamientos más comunes y menos entendidos de la sociedad.

1. Miedo a tomar riesgos

Hace más de 500 años un hombre decidió hacer la diferencia en su vida. Un hombre de mar, un hombre nacido en Italia, con una tenacidad increíble y una determinación que solo podía ser igualada por la pasión que tenia por el mar. Un navegante experto con ganas de dirigir su propia expedición y marcar una nueva ruta de la India.

Después de muchas negociaciones la Reina de Isabel de España le dio una tripulación, naves y dinero para financiar su expedición. Una expedición de carácter legendario que pondría a España en una posición privilegiada.

Ni Cristoforo Colombo, ni la misma Reina Isabel (con el favor de Dios) tenían la capacidad de entender la revolución que estaban a punto de iniciar. El descubrimiento de un nuevo continente, nuevas civilizaciones, nuevos alimentos, vegetación y retos.

Decir que el Almirante del Océano no tuvo nunca miedo es una mentira. Todos los seres humanos experimentamos miedo, especialmente cuando enfrentamos a lo que parece ser una muerte segura, como lo hizo el almirante en el momento en que sus reservas de agua cayeron presa de la contaminación y un motín amenazaba su expedición y su vida.

Pero solo el pudo trazar esa ruta, solo el decidió tomar un riesgo en un territorio no explorado. En aguas desconocidas, con rumbo al fin del mundo. Casi 1,000 millones de habitantes de este continente estamos aquí debido a que ese momento existe en la historia, debido a que un hombre de mar decide correr un riesgo no calculado.

Si Cristoforo ha decido no comentar su idea por que es Muy Original, o por que Alguien Puede Copiarla, este momento de la historia no se escribe. El exceso de discreción, también es miedo.

Si quieres ser emprendedor o empresario tienes que estar preparado para sufrir los peores miedos imaginables.

Aunque seguramente el miedo más grande de tu existencia es trabajar de 9 a 5 todos los días construyendo los sueños de alguien más mientras te preguntas de que eres capaz y algo dentro de ti muere de a poco, algo que no puedes recuperar por que no es un bien renovable y solo tu puedes realmente apreciar.

Colombo puede no haber sido la mejor persona del mundo, quizá ni siquiera una buena persona. Pero su determinación cambio al mundo y le compro un lugar en la historia.

2. Tu equipo de trabajo

Tu equipo de trabajo puede ser el peor enemigo de tu emprendimiento si no haces una labor correcta a la hora de presentar el proyecto y determinar responsabilidades.

Nuestro primer impulso siempre es trabajar con la gente más cercana a nosotros, con amigos o familia. Esto parece una buena idea, y en muchas ocasiones lo es. Hasta que no lo es.

Determina responsabilidades y una forma de rendir cuentas que sea imparcial. Es perfecto que seas un líder considerado. Sin embargo Maquiavelo lo ha dicho mejor.

Si el príncipe debe decidir entre ser amado y ser temido, debe escoger siempre ser temido.

Ser emprendedor no es sentarse alrededor de una fogata a cantar canciones y bailar, todo esto mientras esperas que alguien llegue a invertir dinero en una idea a la que tu y tu equipo de trabajo no le han invertido tiempo suficiente.

Si no tienes la capacidad de entregar en tiempo, quizá sea tiempo de aceptar tus perdidas y retirarte. Por que esta arena no es para aquellos que son débiles de corazón, cuya falta de fervor y compromiso con la empresa y sus socios es notable a simple vista.

Tu equipo de trabajo debe estar conformado por la mejor gente para el puesto, muchas veces no son las personas que quieres, pero aprender a aceptar esto es lo que denota verdadero liderazgo. Tu equipo de trabajo debe estar más comprometido con esta idea de lo que esta con su familia, y si existen miedos y dudas en alguno de ellos, es imperativo que tomes la decisión correcta para la empresa.

Escoge a gente con las cuales tienes una relación que puedes arriesgar una y otra vez. Escoge a aquellos que si bien no están de acuerdo contigo todo el tiempo tienen la capacidad de aportar, construir y entregar.

Nadie, nunca, empieza un equipo con el objetivo de perder.

3. Delirio de grandeza

Si has leído el principito, sabes que lo que verdaderamente es esencial es imperceptible a la vista.

Antoine D’Saint Exupery, escritor, aviador, inventor. Uno de los Franceses más grandes del mundo escribe un libro lleno de principios universales, aplicables a todos los aspectos de la vida del ser humano.

El más importante de ellos para la empresa y los emprendedores es que

La simplicidad es la sofistiación máxima.

Empezar un proyecto pretendiendo ser la solución universal para todos los mercados es el error más grande del mundo. Es morder más de lo que se puede masticar.

Decide hacer 1 cosa, y hacerla bien. Una vez que lo hayas decidido redúcela a su más mínima expresión y empieza ahí.

4. Complejo de Artista

La necesidad de ser original es algo inherente al ser humano. Nosotros que nos damos cuenta que nos damos cuenta, decidimos cortes de cabello diferentes a los de los demás. Ropa diferente, música diferente, comida diferente.

Es un hecho que un León no se pregunta si las gacelas de otra parte saben mejor, o si su melena esta demasiado alborotada por la humedad.

Creer que eres único es el pensamiento más común que existe en el mundo.

La mayoría de los emprendimientos no se realizan por que alguien a quien conoces te pregunta. ¿Cómo te vas a diferenciar de los demás?, para un emprendedor en potencia esta puede ser una pregunta letal, si no sabe que decir.

Lo primero que tienes que saber es que ser original no es un deber, es una alternativa. No es un derecho, es una responsabilidad. Y no es algo que simplemente decides hacer, es algo por lo que tienes que pelear para ganarte el derecho de intentarlo.

Henry Ford revoluciono el mundo moderno al hacer todos sus autos iguales. El es famoso por decir puedes escoger cualquier color siempre y cuando sea negro.

En Cancún hay cientos de hoteles. Que los hace diferentes entre ellos, nada realmente. Solo hay un par de ellos que son realmente únicos. Pero en general son proyectos donde se te renta una habitación por un precio, puede tener vista al mar o a la laguna. Estar frente a la playa o no. Incluir alimentos o no. Y ninguno de ellos es original por mucho tiempo.

Ser original único y destacado es algo a lo que tienes que ganarte el derecho de aspirar. Y ese derecho se gana haciendo algo muy bien, tan bien que puedes decir que es lo que la gente necesita.

Zig Ziglar, uno de mis autores y entrenadores favoritos lo dijo mejor.

No tienes que ser grande para empezar, pero para ser grande necesitas empezar.

Empieza a hacer las cosas, gánate el derecho de ser original al convertirte en un grande de tu área.

5. Pereza

Si llegaste hasta aquí te agradezco dedicar atención para leer más de 1,000 palabras y voy a concluir con algo simple.

La persona que quiere hacer cosas encuentra alternativas, la persona que no quiere hacer cosas, solo encuentra pretextos.

Todas las excusas en realidad son parte del enemigo más grande del emprendimiento. La pereza. Nadie nunca cambio el mundo viendo televisión en el sofá.

Iaax Page / Emprendedor Serial
Twitter: @iaaxpage

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.