Emprender con “gasolina extra”

La pasión de un emprendedor va más allá de crear y cultivar ideas y pensamientos; es considerar nuevos enfoques como herramienta de trabajo y modelo de negocio para crear oportunidades en la cual invertir recursos que impacten positivamente en su economía.

Iniciar un negocio no siempre es tarea fácil, así que imagen lo que significa crear tu propio modelo de negocio. Debes invertir muchas veces el doble de energías, prepararte mental y económicamente para ese primer año en el que te convencerás a tí mismo que es una gran idea, donde necesitarás mucho apoyo y organización para enfrentar los imprevistos.

“La vida te pondrá obstáculos, pero los límites te los pones tú”. Anónimo

Ser emprendedor es como decimos en mis país tener “gasolina extra”, nunca desalentarse y seguir adelante con determinación hacia el éxito. Hace unos días conversé con varios emprendedores y todos coinciden en que la situación país ha afectado sus negocios los elevados costos o escasez de materia prima.

En mi experiencia, lo he constatado muchas veces. El emprendimiento en áreas como alimentos, vestido, medicina, cosméticos, venta de electrodomésticos y respuestos para vehículos, requiere manejar buen capital y contactos o alianzas estratégicas para acceder a la materia prima. Compras con sobre precio y debes vender con precios justos.

“Sólo una voluntad inquebrantable alcanzará un éxito excepcional”. Kov

El riesgo de invertir puede minimizarse con otros caminos y no quiero alejarte de tu idea de negocio, pero ser emprendedor requiere reinventar muchas veces, la forma de hacer negocios, el producto, la actitud del consumidor (a través de la moda) y la visión propia. No hay recetas mágicas pero si muchos ingredientes que den gusto a esta pasión por emprender, determina tu cuán osado eres para el logro de tus objetivos.

“Todo parece imposible hasta que se logra”. Nelson Mandela

Espero conocer tus ideas de emprendimiento, las dificultades que has logrado superar y que te inspiró a crear tu modelo de negocio. Te espero en Mi sueño es Venezuela. ¡Un abrazo!

One clap, two clap, three clap, forty?

By clapping more or less, you can signal to us which stories really stand out.