Ciencia Forense

“Conozca todas las teorías. Domine todas las técnicas, pero al tocar un alma humana, sea apenas otra alma humana”
-Carl Gustav Jung

http://img07.deviantart.net/9db1/i/2009/038/9/3/csi_ncis_bones_criminal_minds_by_acqua_adurna.jpg

Hoy en día las series criminales son unas de las más queridas, pues son interesantes y, siendo sinceros… ¿a quién no le atrae esa forma compleja y fascinante de resolver los problemas?.

Todas éstas series tienen en común una cosa: la ciencia forense, la cual, es la aplicación de prácticas científicas dentro del proceso legal, dónde investigadores especializados (o criminalistas) localizan evidencias que sólo proporcionan una prueba concluyente al ser sometidas a pruebas en laboratorios.

Su función es colectar evidencias que comprueban la fecha y hora de la muerte, así como el arma del crimen y todos los detalles de cómo sucedió el hecho.

Generalmente se maneja el ADN en delitos seriamente complejos, solucionando muertes a partir de estos bloques estructurales de la vida.

La etapa moderna de esta ciencia proviene de las investigaciones de un médico llamado Alec Jeffreys, de la Universidad de Leicester, en Inglaterra.

En el año de 1984, creó un medio para identificar a las personas a través de fragmentos de material genético. Incluso, sería él mismo quien diera nombre a las características únicas del ADN de una persona como “identificación del ADN”.

http://www.dayjob.com/images/pic_forensic_science_degree.jpg

La ciencia forense abarca varias áreas en una investigación criminal, las cuales son:
*Criminología
*Entomología
*Antropología
*Toxicología
*Psicología Psiquiátrica
*Genética Biológica
*Medicina Legal
*Odontología
*Balística

El primer libro sobre ciencia forense llamado “ Colección de Casos de Injusticias Rectificadas”, se escribió en el siglo XIII, por un juez chino llamado Song Ci. Trata sobre una serie de reglas para que los médicos legistas no cometan errores o corrompan sus conclusiones y también explica cómo hacer una autopsia de manera correcta.

Los llamados “perros forenses” son perros entrenados para identificar drogas y cuerpos en descomposición. Su olfato es tan poderoso que pueden identificar substancias como el queroseno y la gasolina, aún en cantidades pequeñas.

Desde hace más de una década, está en investigación la tecnología capaz de hacer una autopsia digital. En 2012, fue abierto el primer centro, en Malasia, y otro fue inaugurado a finales del 2013, esta vez en Inglaterra.

http://revistapesquisa.fapesp.br/wp-content/uploads/2013/07/068-071_autopsia-virtual_208-1.jpg

La autopsia digital funciona así: Mediante la inyección de un medio contrastante en el cuerpo y una tomografía computarizada completa, es posible mapear todos los órganos, venas y huesos en 3D.

Empleando un bisturí virtual, los médicos forenses pueden rotar la imagen, cortar partes del cuerpo y visualizar el interior de los órganos.