¿A quién le importa la tesis de Peña?

No seamos exagerados.

Es solo una tesis de hace 25 años. Solo se olvidó de poner comillas y bibliografía. ¿Y si hubiera copiado, qué? TODOS alguna vez copiamos. Eso no nos hace personas deshonestas ni mentirosas. Que alguien haga trampa una vez en la escuela, no quiere decir que así sea en todo.

¡Ahora resulta que eso nos escandaliza!

¿Qué sería de México si todos empezamos a medirnos con esa vara? Después van a llamar ladrón al que roba tantito. Corrupto al que pide una mordidita. Asesino al que un día por ir alcoholizado atropelló a alguien.

Si seguimos con esas exageraciones, terminaremos por pensar que alguien que aparta la calle con un bote y te cobra por estacionarse es un extorsionador. O que un hombre que golpea a su mujer es un feminicida en potencia. O que alguien que repudia a los homosexuales es homófobo.

Hay que tener cuidado con lo que criticamos porque si empezamos a tomarnos estas ligerezas en serio, vamos a terminar con esa garantía no escrita a la que todo mexicano tiene derecho:

“Nomás tantito”

No quiero alarmarlos, pero si empezamos tomarnos todo tan en serio, corremos el riesgo de despertarnos un día en un país diferente. ¿Y quién quiere eso?

Like what you read? Give javiermalagon a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.