VR, el boleto a “Nuevos Mundos”

Me emociona bastante ver que conforme pasa el tiempo, algunos términos y situaciones propias de un show Sci-Fi comienzan a volverse cada vez más factibles y adaptables al día a día, para mi esto es una prueba inequívoca de que la imaginación humana y sus capacidades no son sólo cuentos para dormir.

La realidad virtual es un gran ejemplo, hasta hace algunos años era solamente un concepto (Sci-Fi) que nos regalaba imágenes fuera de este mundo sin siquiera tener que salir de casa, pero ahora, gracias a la enorme curiosidad humana (y a una que otra droga, me atrevo a decirlo), los dispositivos de VR (Virtual Reality) ya son una “Realidad no virtual” que nos permite, no solo sumergirnos en mundos alternos de algún videojuego o vídeo musical, sino también poner nuestra imaginación a volar en un ambiente productivo (exploraciones, investigación, desarrollo de aplicaciones “comodity”, tratamiento de enfermedades, etc).

Empresas como Google, Samsung, Motorola y Apple han estado “soñando” con incluir a la realidad virtual a la vida cotidiana, vendiéndonos “experiencias” fuera de lo ordinario (el plan es que en algún punto sea ordinario, entonces la estrategia deberá cambiar), a través de pequeños aditamentos a sus dispositivos, bastante caros, pero bastante elegantes. Desde lanzamientos como Pokemon GO o los fallidos Google Glasses, la sociedad ha estado poniéndole especial atención a esta nueva idea de “escapar” hacia lugares lejanos (o no tanto) sin salir del lugar “físico”.

A mi parecer, los dispositivos no perdurarán mucho, pero el hecho de que el ser humano ya busca utilizar su imaginación para hacer de su mundo (y de muchos otros) un lugar más ameno para todo tipo de mentes, permanece.

Like what you read? Give Juan Carlos GR a round of applause.

From a quick cheer to a standing ovation, clap to show how much you enjoyed this story.